Ahora lo se…

Por Carlos Luis Baron viernes 23 de marzo, 2012

Comienza a llamar la atención la actitud del PPH y de su candidato presidencial frente la Junta Central Electoral, pues cuando no es Juan es Juana o la hermana.

Sus cuestionamientos iniciaron con el centro de cómputos, donde después de varios meses de escarceos lograron imponer a una persona recomendada por ellos para integrar una dirección colegiada; continuaron objetando la inclusión de la fotografía de los candidatos vicepresidenciales en la boleta electoral y fueron complacidos. De igual modo reclamaron para si el numero uno de boleta electoral y también se les complació.

Recientemente se destaparon con la peregrina denuncia de que treinta y cinco mil electores han sido excluidos o dislocados del padrón electoral. Al ser emplazados a probar su denuncia por el doctor Roberto Rosario, presidente de la JCE, y ser desmentidos por el señor Edy Olivares integrante del organismo al servicio de su causa, se movieron a exigir un informe previo de la Organización de Estados Americanos, OEA, para imprimir el padrón electoral, en un evidente esfuerzo por retrazar la organización de los comicios.

La campaña del candidato opositor anda buscando la manera de encontrar la justificación a la segura derrota del próximo veinte de mayo y al parecer tienen enla JCE el chivo expiatorio que junto a Miguel Vargas, serán los culpables favoritos de la derrota, cuando lo cierto es que el principal problema es la incontinencia verbal que padece su candidato que no para de meter la pata en cada exposición publica.

Con una cadena de errores y una serie de denuncias sin aportar la mas mínima prueba, ahora suma a su desaguisado con Agripino Núñez Collado su confesión de pícaro mala paga, al adelantar que no pagaría las deudas a suplidores del Estado en caso de ganar las elecciones.

La reacción de los órganos de integración empresarial del pías como: el CONEP, la AIRD, la FAI y de Codopyme, en rechazo a la bufonada de Hipólito Mejía ante un asunto tan serio, ha obligado a sus estrategas a sacarlo del país, con el propósito de evitar que continué sus desacertadas intervenciones.

Ante todo el vendaval causado en la sociedad dominicana por las inadecuadas declaraciones del candidato opositor, me llega la imagen del anuncio donde una mujer habla con la foto de Danilo y le pregunta: y tú de qué ríes. Ahora lo se.

El autor es catedrático universitario y dirigente del PTD.