Andrés Bautista: la fuerza y la ilegalidad

Por Carlos Luis Baron miércoles 4 de julio, 2012

Las últimas declaraciones del dirigente del PRD, Andrés Bautista, representante primario del golpe de estado institucional que se pretendió dar en el partido blanco, es un reflejo fiel de que en el partido urge una reforma que permita liderazgos, cuadros que se preparen, que entiendan los cambios de nuestro país y del mundo, que tengan claridad de cuál es su rol, que no anden participando en diabluras partidarias solo viendo sus problemas personales, sin importarle el partido y el país.

Como si los perredeistas fueran tarados, como si fuese verdad que los dominicanos no sabemos conceptualizar, después de protagonizar la violación a la institucionalidad partidaria, de desconocer los estatutos y las autoridades legítimamente elegida por las bases del partido, y propiciar expulsiones, destituciones de dirigentes, y del presidente del partido, Miguel Vargas Maldonado, este señor se destapa con esta prenda a la ignorancia y a la burla: “ la situación que vive esa entidad política es una lucha de quienes pretenden hacer valer el funcionamiento cabal de los organismos partidarios contra otros minoritarios que han querido hacer de “mecías” para lucrarse de manera personal con los símbolos de la organización.”

Y agrega,” uno de los vicios que tiene el PRD es que se cambia la institucionalidad por la personalidad, por lo que se está en un proceso de lucha interna para que los organismos partidarios funcionen, no las personas, de manera particular, aquellas que se creen mesiánicas, por lo que insistió, este es un asunto por la institucionalidad y respeto a los estatutos”.

Precisamente fue Bautista y comparsa, que en una loca carrera por asaltar la dirigencia y estructuras del PRD, violaron su institucionalidad, sus estatutos, sus organismos, sabedor de que la corriente del presidente del partido Miguel Vargas tiene el control, por su trabajo y entrega a la organización, de los organismos institucionales del partido blanco.

Con su actitud se han vuelto contrario a la legitimidad de los dirigentes del PRD.

La actitud de los disidentes obedece a que se llenaron de espanto al ver que tanto dentro como fuera del PRD Miguel Vargas es un aglutinante de los que propugnan por una forma diferente de hacer política, decente, participativa, adecuada a los nuevos tiempos, introdujo en el partido blanco una cultura política de libertad, no de tramposería y engaño. Miguel es un aglutinante de fuerzas políticas, es una figura que toca, que agrupa a todas las fuerzas políticas, por sus propuestas y planteamientos políticos.

Tiene razón el usurpador de la presidencia del PRD, cuando afirma que “uno de los vicios que tiene el Partido Revolucionario Dominicano es que se cambia la institucionalidad por la personalidad”, porque precisamente eso es lo que él y el sector que representan han hecho. Violentan los estamentos institucionales y el mandato de la base, por asumir posiciones de grupo y de individuos.

Adoptaron la violación a lo institucional, apostaron a la crisis partidaria porque se saben cuestionados, porque perdieron por su actitud divisionistas la candidatura del PRD, y porque se sabían perdedores de sus poderes de conducción.

Ellos, necesitan hacerse un auto diagnostico, darse cuenta cuáles son sus enfermedades que padecen, y buscar sus medicinas, y no pretender que sus parientes, sus compañeros, sus hermanos se enfermen también, en un intento de que en el PRD también haga metátesis la revancha, el odio, y no los deseos de cambio de la base, del pueblo.

Su afirmación señor Bautista de que “el PRD está decidido a tomar ejemplos disciplinarios para que no se repita las inconductas de traiciones e irrespetos a sus normas estatutarias”, me recuerda lo sucedido en la pasada convención, y de veras que el presiente del partido, Miguel Vargas y todo el PRD, debió tomar ese ejemplo, ante las evidencias y las pruebas de traición y de las normas estatutarias de aquel entonces. Creo que Miguel Vargas debe sentirse responsable de no haber aplicado los mecanismos y las sanciones debidas.

Ante la crisis que ustedes han generado, la base del PRD, el pueblo está mirando, atento a sus actitudes de no buscar soluciones negociadas, ante su inclinación por la confrontación, las decisiones verticales de su grupo, del recurso de la fuerza y la ilegalidad.

El autor es periodista