Centroamérica espera ahora que CAFTA-DR entre en vigor en febrero

Por sábado 31 de diciembre, 2005

Tegucigalpa, 31 dic (EFE).- Los países de Centroamérica esperan que el Tratado de Libre Comercio con EEUU y República Dominicana, entre en vigor en febrero próximo, ante la imposibilidad de que el acuerdo fuera efectivo a partir de mañana, domingo. EEUU anunció ayer, viernes, el aplazamiento de la entrada en vigor del tratado (CAFTA-DR, por sus siglas en inglés), que estaba previsto para el 1 de enero de 2006.

Stephen Norton, portavoz de la Oficina de Comercio Exterior estadounidense (USTR), dijo que el CAFTA-DR se pondrá en marcha de forma progresiva "a medida que los países (suscriptores) hagan los suficientes progresos para cumplir los compromisos fijados en el acuerdo".

Fuentes oficiales de los países de Centroamérica coinciden en que esperan que el acuerdo comercial entre en vigor en febrero, aunque Guatemala asegura que estaba lista para mañana.

El ministro guatemalteco de Economía, Marcio Cuevas, dijo a EFE que su país está listo "desde que se firmó el TLC para que cobre vigencia a partir del 1 de enero, como se acordó inicialmente".

Agregó que EEUU ha pedido a Guatemala modificar algunas leyes relacionadas con "el tema de propiedad intelectual, telecomunicaciones y compras de gobierno, pero nosotros consideramos que eso no es necesario".

"Es EEUU quien no está listo para que el TLC cobre vigencia el 1 de enero, porque nosotros siempre lo hemos estado", subrayó Cuevas al explicar que las leyes que Washington quiere que se modifiquen no entorpecen la inmediata entrada en vigor del tratado comercial.

Aunque "varios países están casi preparados para su puesta en marcha, ninguno ha completado sus procedimientos internos", según Norton.

El presidente de Nicaragua, Enrique Bolaños, expresó en días pasados que está ansioso porque el tratado entre en vigor en enero o febrero de 2006, aunque falta la aprobación de algunas leyes y reformar otras.

El primer vicepresidente del poder legislativo nicaragüense, Wilfredo Navarro, declaró a EFE que las leyes y reformas serán para proteger a los sectores más vulnerables del país, como los profesionales nicaragüenses, para que no sean desplazados por los extranjeros, y la defensa del medioambiente.

También se tienen que aprobar en la legislatura que comenzará el 10 de enero la ley de Derechos de Autor, la de Registro Público y otras que dan garantías a las pequeñas y medianas empresas.

El presidente de El Salvador, Elías Antonio Saca, dijo que el acuerdo con EEUU entrará en vigor el 1 de febrero de 2006, debido a que las reformas de algunas leyes que servirán para la operatividad del mismo no le han sido enviadas a la Casa Presidencial por parte de la Asamblea Legislativa.

El Parlamento salvadoreño aprobó el pasado 15 de diciembre reformas a varias leyes como la de Adquisiciones y Contrataciones de la Administración Pública, la Ley Orgánica de Dirección de Aduanas y la Ley de Organización y Funcionamiento del Tribunal de Apelaciones de los Impuestos Internos para armonizarlas con el CAFTA-DR.

Además, se aprobaron cambios a la Ley Especial para Sancionar Infracciones Aduaneras y a la Ley de Simplificación Aduanera.

En Honduras, el ministro de Industria y Comercio, Irving Guerrero, indicó que el TLC no entrará en vigor mañana porque "ningún país (centroamericano) está listo".

Añadió que Honduras ha avanzado "bastante" y que la entrada en vigor no es una cuestión de calendario.

"Vamos a entrar en vigencia hasta que estemos listos, no importa si no entramos mañana, lo importante es que nos preparemos", recalcó Guerrero, quien espera que el tratado sea una realidad en febrero.

De los cinco países de la región, Costa Rica es el único que no ha ratificado el tratado comercial con EEUU y República Dominicana.

El tratado fue enviado al Congreso costarricense por el presidente Abel Pacheco el pasado 21 de octubre.

El texto del acuerdo comercial se encuentra en el seno de la Comisión de Asuntos Internacionales del Congreso, la cual deberá dictaminarlo y, posteriormente, enviarlo al plenario para su votación.