Chávez llama a Bush “asesino, genocida y loco”

Por viernes 18 de noviembre, 2005

Caracas, 19 nov (EFE).- El presidente venezolano, Hugo Chávez, tachó hoy a George W. Bush de "asesino, genocida y loco", en respuesta a unas declaraciones acerca de Venezuela del encargado de Washington para América Latina, Thomas Shannon. "El más grave peligro que tiene el mundo es el gobierno de Estados Unidos. El pueblo de Estados Unidos está gobernado por un asesino, genocida y loco", dijo el jueves por la noche el gobernante venezolano en la clausura de un acto de integración con Paraná (Brasil).

Antes de hablar de Bush, el presidente venezolano condenó la intervención de hoy de Shannon ante el Congreso de EEUU en la que criticó el estado de la democracia en Venezuela.

El gobierno de Bush "se atribuye el hecho de intervenir groseramente en cualquier país", señaló Chávez.

En la audiencia celebrada en la Cámara de Representantes en Washington, Shannon declaró que Chávez "está minando las instituciones democráticas, al utilizarlas para restringir los derechos de aquellos que discrepan".

Señaló que EEUU trata de concienciar a sus aliados de la "amenaza" que supone para la estabilidad regional la venta de armas a Venezuela y su apoyo a movimientos políticos radicales.

El recién nombrado secretario de Estado adjunto de EEUU para América Latina también dijo que su gobierno está trabajando "a nivel multilateral" con organismos internacionales y grupos civiles venezolanos para respaldar a la sociedad civil y denunciar los abusos democráticos.

"Los que el imperio (EEUU) llama grupos cívicos, son esos mismos que dieron el golpe de Estado" de abril de 2002 en Venezuela, añadió Chávez al referirse al apoyo que Estados Unidos admite brindar a grupos de la sociedad civil venezolana.

El gobernante venezolano consideró que la intervención de Shannon forma parte de una nueva ofensiva del Gobierno de EEUU contra Venezuela, después del "fracaso" que, según Chávez, supuso para Washington la IV Cumbre de las Américas, celebrada hace dos semanas en la ciudad argentina de Mar del Plata.

"Aquí estamos los venezolanos para resistir. De eso se trata, de resistir, pero de una resistencia a la ofensiva, de avance", añadió.

Según Chávez, la cita hemisférica de Mar del Plata supuso la derrota del Area de Libre Comercio de las Américas (ALCA) auspiciada por EEUU, frente a la Alternativa Bolivariana para las Américas (ALBA) que promueve el propio gobernante venezolano.

Venezuela y México retiraron hace dos días a sus respectivos embajadores en ambos países, debido a un fuerte cruce de acusaciones entre Chávez y el presidente mexicano, Vicente Fox, tras la cumbre.

Declaraciones de Fox contra Chávez y el presidente argentino, Nestor Kirchner, por su oposición al ALCA fueron respondidas por el gobernante venezolano que calificó al presidente Fox de "entreguismo" y de ser "un cachorro de Estados Unidos".

Desde que llegó al poder en 1999, el izquierdista gobernante venezolano ha hecho de Bush y su política exterior el blanco principal de sus críticas, llegando en varios momentos a plantearse la revisión de relaciones con Washington, "el imperio", como él lo denomina.

Las tensiones en la relación entre Caracas y Washington comenzaron con la llegada de Chávez a la presidencia de Venezuela y se han disparado en los últimos meses con fuertes acusaciones entre ambos gobiernos.

Washington acusa a Chávez de tener una intención "totalitaria", mientras Caracas critica la actitud "imperialista e intervencionista" de EEUU en Venezuela. EFE