Cobros irregulares en la luz

Por Carlos Luis Baron sábado 3 de marzo, 2012

Implementar un sistema de cobro irregular y abusivo, en el área energética, en los mismos días que el Presidente Leonel Fernández presenta sus memorias de ocho años, es ser un enemigo del Gobierno y del Presidente. Se han instalado contadores llamados inteligentes, que significan un amento no oficializado de la tarifa, porque sus lectores abultan los datos del consumo, y reajustan los pagos hasta en un 600 por ciento.

Cuando el gobierno necesita más confianza y solidaridad, implementar un sistema de contadores energéticos sin control en su operabilidad y sin técnicos capacitados que lo manejen, es tratar de echarle un cubo de lodo a la labor de desarrollo que lleva a cabo el Presidente Leonel Fernández ..

En las zonas donde esos contadores fueron instalados hay protestas colectivas, y es un golpeo innecesario a los consumidores, porque las tarifas no se evalúan con honradez y sinceridad, y por el contrario todo indica que se ponen antojadizamente.

El Presidente Leonel Fernández, cuando le quedan seis meses para cerrar su ciclo de 8 años en el poder, no se merece que esta impertinencia de poner estos contadores que disparan el consumo, le dañen su labor final en el Gobierno.

Se debe suspender de inmediato la instalacion de estos contadores, que a todas lucen ofrecen una distorción en la verificación de la tarifa que perjudica al usuario. Tenemos muchos problemas económicos en el país, para traer este ingrediente odioso y que lastima los bolsillos de todos los sectores.

Las autoridades del área energética tienen que hacer una inmediata revisión o el retiro de los nuevos contadores. La facturación no se está haciendo de acuerdo a lo consumido. O fallan los contadores, o los técnicos no están suficientemente capacitados en su lectura, o se estafa al cliente.

No es posible que se estén presentando aumentos medalaganarios de hasta un 600 por ciento en las tarifas tradicionales. Llevar una mala lectura de los contadores significa un aumento en el costo de ese servicio en prejuico del usuario.

Celso Marranzini dice que los dominicanos deben pagar por el servicio y ahorrar electricidad. Pero es la CDEEE y los demás organismos energéticos que dan el mal ejemplo cobrando por una lectura falsa de los contadores.

En este momento de elecciones, en que la familia dominicana necesita tranquilidad y no nuevas áreas de repercuciones negativas, esos contadores imprecisos y su virtual aumento de las tarifas de forma unilateral, solo traen perturbación social.

Se tiene que hacer una revisión individual de esas tarifas aumentadas hasta en un 600 por ciento en forma abusiva. Acciones como la de implementar este nuevo sistema de contabilizar la energía, es lo que hace que el pueblo pierda confianza, y muchos sectores se nieguen a pagar por un servicio del cual dudan.

El Presidente Leonel Fernández debe tomar las medidas de rigor para que el abuso que se está cometiendo con los cobros a través de estos nuevos contadores, no se convierta en una guillotina para cercenar el pescuezo de los pobres.

Acciones como estas le hacen daño al Gobierno, y el Presidente Leonel Fernández en el tramo final de sus ocho años en el poder, no se lo merece.

Atención a esta irregularidad, Señor Presidente. No permita que le tiren lodo a su obra de gobierno.