Cuentas claras

Por Persio Maldonado jueves 26 de enero, 2017

La gente quiere cuentas claras y la clase política no acaba de entender ese requerimiento colectivo. Las exigencias son mundiales y las señales se manifiestan por todas partes y de muchas maneras. Y en los distintos ámbitos de la vida pública y privada.

Podríamos decir que la crisis del mundo de hoy es, esencialmente, un déficit de confianza. Las sociedades están bombardeadas de malos ejemplos públicos como para quedarse quietas. En cambio, los gobernantes no acaban de entender que la transparencia fortalece el ejercicio del poder.

Es, digámoslo de otra forma, el principal capital con que cuenta un dirigente político, aunque muchos se dejen tentar en los cargos que desempeñan y lo echen a rodar por el suelo.