Danilo Medina la mejor oferta electoral del país

Por Carlos Luis Baron jueves 1 de marzo, 2012

El panorama político electoral se aclara como si fueran aguas cristalinas corriendo por arenas limpias y va tomando su propio curso, toda vez que la población ha asimilado el discurso transparente, coherente y sin máculas que enarbola Danilo Medina Sánchez, quien a todas luces, es la mejor oferta con que cuenta el país.

Cuando el PPH y su candidato corrían solos en el escenario electoral y lograron en ese momento llevarle unos veinte puntos al postulante morado, debido a que éstos últimos no habían salido a las calles ni elegido a su vice, eran muchos los incrédulos tanto a lo interno del PLD como en el propio seno de la población, que se resistían aceptar y a creer que Danilo Medina tuviera las agallas y el coraje de sobrepasar las expectativas y popularidad que sin lugar a dudas llegó a tener el nuevo Bucaram de la República Dominicana.

Pero el trabajo, la seriedad y las propuestas correctas, hicieron que ese castillo de naipe que constituía el PPH, se fuera abajo como las torres gemelas, solo que en esta ocasión no fueron los árabes, sino los herederos de Juan Bosch y el Frente Progresista, quienes realizaron la acción.

Hipólito Mejía y el PPH creyeron que la efervescencia y contagio que tuvo la convención del PRD y más luego la victoria electoral frente al que debió ser el candidato de esa organización, iban a mantener el mismo nivel de popularidad que en su momento concitó sin lugar a equivocarnos la asamblea eleccionaria perredeísta, pero éstos no alcanzaron a darse cuenta ni entendieron que las elecciones se realizarán el 20 de mayo del 2012 y que la competencia electoral empezaba realmente cuando entraba en acción el candidato Danilo Medina con su vice y toda la parafernalia, estrategia y liderazgo que representa el más grande de la política dominicana después de la muerte de Juan Bosch y Balaguer, Leonel Fernández. Por eso apostaron a las contradicciones entre Danilo y Leonel, a fin de impedir que el presidente del PLD se tire a la calle a ratificar la victoria morada.

No es lo mismo llamar al Diablo que verlo venir, por eso ahora el PRD recurre a la diatriba, a los epítetos de baja ralea y a las calumnias traída por los cabellos con el objetivo de diezmar la popularidad bien ganada de la primera Dama, la cual ha venido realizando en favor de las comunidades y de los pobres descamisados del país.

Pero la verdad monda y lironda estriba en los diversos errores que ha venido cometiendo Hipólito Mejía y su equipo de campaña, al no cohesionar una estrategia electoral tendente a convencer al electorado nacional de que ellos están en capacidad y disposición de resolver los grandes problemas que gravitan sobre la nación, son estos y no otros lo que ha llevado a la población dominicana a encarrilarse por el camino del progreso y en definitiva por el proyecto de desarrollo que encarna Danilo Medina Sánchez, el Partido Morado y sus aliados.

En esa dirección se enmarcan las invenciones falsas que un productor de Santiago y algunos periodistas y políticos atrincherados en los diversos programas de la Z 101 y otros medios vienen tejiendo diariamente en contra de todo lo que huela al PLD y Danilo Medina para hacerle creer al país que éste es uno más de lo mismo y que por lo cual habría que salir del PLD. Pero en el fondo lo que ocurre es que ellos actúan así porque reconocen que su postulante se ha caído de manera estrepitosa de la posición cimera que tenía apena cuatro meses atrás como consecuencia de que el pueblo se ha dado cuenta que de éstos llegar al poder sería una tragedia para la nación que no olvidaríamos jamás.

Lo cierto es que ya es tarde para ablandar habichuelas porque la candidatura de Danilo Medina se ha afianzado con potencialidades incalculables en el corazón de los dominicanos, debido a sus planteamientos y sus propuestas serias y consecuentes en defensa de los intereses nacionales, especialmente los que conciernen a los pobres, que son los que necesitan independientemente de las facilidades y empuje hacia el progreso y el desarrollo, a que los ha llevado Leonel Fernández, de quien se podrá decir cuántas sandeces se le antojen a sus más enconados adversarios, pero nunca podrán tapar los aporte que éste ha llevado a cabo en favor del país.

Danilo Medina, a decir verdad será el presidente que empoderará a los pobres de las acciones necesarias para que ellos trasciendan y se coloquen a un nivel social que les permita cubrir sin recortes sus necesidades inherentes, pero al mismo tiempo le entregará las herramientas que ellos han estado esperando por muchos años para dejar atrás la secuela del hambre el desempleo y la falta de oportunidades que gobierno tras gobierno han postergado como forma de impedir el progreso de éstos.

Debemos aclarar que esto no quiere decir que los gobiernos morados que ha encabezado Leonel no sean los que mayores aportes y contribuciones han llevado a cabo y realizado en socorro de todo el pueblo dominicano, no solo en infraestructura, educación, salud, deporte, vivienda, comunicaciones y porque no, estabilidad e inversiones en aéreas que ningún gobierno antes había tomado en cuenta, pero que sumado a las facilidades que ha dado a las empresas nacionales e internacionales para que inviertan en el país, demuestran que han sido ciertamente los morados los que más han contribuido al desarrollo nacional.

Ahora le toca a Danilo Medina coger el timón de la nación y producir un verdadero cambio en la nación dominicana, pero sobre la base de continuar lo que está bien, corregir lo que está mal y hacer lo que nunca se hizo. Ese habrá de ser el camino que transitará en los próximos meses los herederos de Duarte y Luperón, a partir del 16 de agosto del 2012