Del Potro emociona un atribulado 2016 en el tenis

Por Abraham Montero martes 27 de diciembre, 2016

EL NUEVO DIARIO, NUEVA YORK (AP) — Cuando Juan Martín del Potro se enfrentó con Denis Kudla en Delray Beach, Florida, a mediados de febrero, lo que estaba en juego parecía insignificante: un mero partido de primera ronda en un torneo de menor jerarquía.

Por dentro, el tenista argentino se carcomía por el nerviosismo al probar en un escenario competitivo la muñeca izquierda que se había operado tres veces.

Era su primer duelo en el circuito de la ATP en casi 11 meses. Lo ganó con solvencia y marcó el punto de partida en una temporada que culminó con el primer título de Argentina en la Copa Davis y un segundo podio olímpico en sencillos al adjudicarse la medalla de plata en Río 2016.

"Fin de la película", sintetizó Del Potro en una foto que colgó en sus redes sociales levantando una mini réplica del trofeo de la Davis, la Ensaladera de Plata.

Y vaya epopeya que estelarizó en 2016, cargada de épica, arrojo y emotividad.

Su historia fue una de las que mejor representó la temporada del tenis, zarandeada por una diversidad de hechos adversos.

—La sanción a Maria Sharapova por consumir la sustancia meldonio. ¿Tiene el tenis controles antidopaje óptimos?

—Destapes de informes sobre tramas de arreglos de partidos, que evidenciaron que los niveles más chicos del deporte son presa fácil.

—El revuelo por los dichos sexistas del director del torneo de Indian Wells. ¿Aún es válido cuestionar si hombres y mujeres deben recibir los mismos premios?

—Las desteñidas temporadas de Roger Federer y Rafael Nadal. Afectado por una lesión en la rodilla, Federer quedó fuera del Top 10 y desde 2012 no gana un título de Grand Slam. El mejor resultado de Nadal en un grande fue alcanzar los octavos de final del US Open y cerró su segundo año seguido sin conquistar un major.

Creerse que resquebrajar la supremacía de Novak Djokovic y Serena Williams era una utopía al comienzo del año, pero Andy Murray y Angelique Kerber alteraron el orden jerárquico.

En la mejor campaña de su carrera, Murray repitió como campeón olímpico y acumuló nueve títulos para elevarse al número uno del ranking al desplazar a Djokovic en noviembre. Así, el último de los cuatro miembros del denominado "Big Four" ascendía a la cima del ranking.

Kerber sorprendió a Williams en la final del Abierto de Australia, y la alemana no cejó hasta que apoderarse del número uno al coronarse campeona del US Open. Williams se quedaba compartiendo con Steffi Graf el récord de más semanas en la cúspide, 186.

La sorpresa fue la consagración de Mónica Puig en los Juegos de Río, dándole a Puerto Rico su primer oro olímpico.

Pero nadie protagonizó una historia más emotiva que del Potro. El jugador que batió a Federer en la final del US Open 2009 había quedado en el olvido por sus problemas físicos.

Era el 1.042 del mundo cuando enfrentó a Kudla en Delray Beach y logró remontar hasta el 38. Se adjudicó su primer título del circuito en dos años, al imponerse en Estocolmo.

Es un ranking que no refleja el impacto de sus victorias. Dos de ellas aparecieron al tope de una lista de los mejores partidos de la temporada, según el diario deportivo francés L’Equipe: ante Djokovic en la primera ronda de Río 2016 y sobre Murray en las semifinales de la Davis.

Su triunfo ante Marin Cilic en la final de la Davis fue el primero de su carrera en el que remontaba un 0-2. Más importante, empató la serie contra Croacia, con Federico Delbonis a cargo de consumar la victoria argentina.

Dado que tanto las olimpiadas y la Davis no otorgan puntos para el ranking, Del Potro no sumó nada.

Pero ganó lo que más quería: poder jugar y demostrar que sigue vigente.

"Gracias a los que no dejaron que me retire. Estuve muy cerca de no jugar más y acá estoy", dijo del Potro.