Destruyen afiches oficialistas en marcha caravana del PRD

Por admin lunes 14 de abril, 2008

Santiago.- Miles de personas- de todos los puntos de la región norte– participaron ayer aquí de la marcha caravana del opositor Partido Revolucionario Dominicano y que fue encabezada por su aspirante presidencial el ing. Miguel Vargas Maldonado.

La marcha recorrió a las más populosos sectores y calles de la ciudad del Norte y partió de la intersección de la J. Armando Bermúdez con Libertad en el sector de Pueblo Nuevo, en Santiago poco antes de las cinco de la tarde.

Ningún incidente se había reportado en su desarrollo, pero se vio a participantes de la actividad destruir carteles y afiches del mandatario candidato, colocados en postes y paredes de los puntos recorridos por los manifestantes.

Carros, camiones y autobuses procedentes de todos los puntos de la región cibaeña y de la capital fueron vistos parqueados en las proximidades del estadio Julián Javier de aquí.

Altos dirigentes y militantes del PRD se movilizaron a Santiago para desfilar junto a la plana mayor del partido blanco en la amplia concentración. El aspirante presidencial blanco había participado desde el pasado jueves en varios programas televisivos en la promoción política de la concentración.

La actividad había sido anunciada para las dos de la tarde, pero no fue sino hasta las cinco de la tarde – cuando despegó- hacia la parte norte de la ciudad. Hubo dificultades logísticas a última hora ya que pasadas las tres de la tarde, la concentración lucia con numerosos huecos para compactar a los seguidores de Vargas Maldonado.

Música, pancartas, consignas y grandes banderas blancas y seguidas de grandes consignas marcaron el desarrollo de la demostración que fue grabada desde el aire por un helicóptero a través de todo el trayecto seguido por los manifestantes.

La avenida las Carreras lucia envuelta en un mar de banderas blancas y las miles de personas que desde diversos puntos de la región norte habían sido movilizadas en autobuses y carros para la marcha.