Dominicanos sobrevivientes a naufragio dicen no a viajes ilegales

Por sábado 29 de octubre, 2005

Nagua (R.Dominicana), 29 oct (EFE).- Varios de los 20 dominicanos rescatados con vida en las islas Turcos y Caicos tras pasar 15 días desaparecidos y que fueron repatriados el pasado jueves exhortaron a sus compatriotas a no arriesgar sus vidas en viajes ilegales. Los frustrados viajeros salieron el 10 de octubre con destino a Puerto Rico y aparecieron cuatro días después de que los organismos de socorro dominicanos los dieran por desaparecidos e incluso después de que muchos familiares comenzaran a velarles.

"Fue una experiencia horrible, siempre tenía en mente viajar a Puerto Rico para ayudar a mis tres hijos, a mis padres y a mis hermanos, pero no vuelvo a cometer esa locura", dijo a EFE entre llantos Carmen Delia Núñez, una de las sobrevivientes.

José López, por su parte, manifestó que decidió viajar a Puerto Rico porque una persona que no identificó y que aparentemente está vinculada al viaje le dijo que en la vecina isla necesitaban dominicanos para que trabajasen en las plantaciones de café.

"Y yo con tantas necesidades que tengo hice el viaje, pero jamás lo intentaré de nuevo y no le deseo a ningún dominicano cometer ese error", enfatizó.

En tanto, Mary de la Cruz, afirmó que emprendió la travesía "ilusionada" por los precios de las ropas, las comidas y los vehículos que presentan algunas emisoras de radio y televisión de Puerto Rico que se ven en Nagua y Samaná (nordeste del país).

"El paraíso que pensaba encontraría en Puerto Rico se convirtió en una larga y difícil pesadilla, pero gracias a Dios estamos vivos, ojalá los dominicanos reflexionen y eviten estos viajes", reflexionó.

De los 22 viajeros que hicieron la travesía, dos murieron tras romperse una soga que los sujetaba mientras pescaban para garantizar su sustento, según explicaron los sobrevivientes, que subsistieron comiendo pescados, hojas y palos.

Los dominicanos pagaron entre 15.000 pesos (470 dólares) y 30.000 pesos (940 dólares) por el viaje.

El senador Jesús Vásquez se unió al clamor de los sobrevivientes y pidió a los dominicanos que no viajen de esa forma.

El gobernador de la provincia de María Trinidad Sánchez, José Luis Cosme, aseguró que el Gobierno está haciendo "lo indecible" para mejorar la calidad de vida de los dominicanos y para que no tengan que arriesgar su vida en el mar tratando de llegar a un territorio que "no les ofrecerá ninguna oportunidad de progreso" por su condición de indocumentados.