Educación Cívica llama a construir una nación basada en principios éticos

Por jueves 24 de abril, 2008

El Consorcio de Educación Cívica llamó hoy a la sociedad dominicana a que asuma como prioridad el compromiso ineludible de construir una nación sustentada en los principios éticos, la responsabilidad social y la justicia. En un comunicado de prensa enviado a este medio la entidad expresa además que al celebrarse el ºDía Nacional de la Éticaº, reitera la importancia capital que reviste asumir un proyecto de educación ciudadana integral, que abarque todas las instancias del quehacer público y privado en nuestro país. A continuación el documento íntegro:

Día Nacional de la Ética. Abril 2008

Declaración

El 29 de abril de este año se conmemora el 132 aniversario de la toma de posesión como Presidente de la República de Don Ulises Francisco Espaillat, en cuyo honor y memoria fue declarado, mediante decreto No, 252-05, como el Día Nacional de la Ética. Aprovechando esta importante efeméride, el Consorcio de Educación Cívica se siente en el deber moral de hacer un llamado a la sociedad dominicana para que asuma como prioridad el compromiso ineludible de construir una nación sustentada en los principios éticos, la responsabilidad social y la justicia.

Al celebrarse una vez más el ºDía Nacional de la Éticaº, reiteramos la importancia capital que reviste asumir un proyecto de educación ciudadana integral, que abarque todas las instancias del quehacer público y privado en nuestro país. Actualmente, y como reflejo de una gran deuda moral con nuestra historia, la sociedad dominicana está sumida en una coyuntura social, económica y política en la que un importante segmento de su clase dirigencial -llamada a ser el ejemplo para el resto de los ciudadanos y ciudadanas-, ha olvidado su responsabilidad social, dejando de lado aquellos principios que permitieron a Don Ulises Francisco Espaillat dignificar la política y las relaciones entre el Estado y la Sociedad Civil, así como encarnar la integridad en todos los ámbitos del quehacer humano.

Han transcurrido 365 días desde que hicimos pública nuestra posición en relación al Día Nacional de la Ética, y lamentablemente nuestras reflexiones, demandas y aspiraciones aún siguen siendo válidas:

La República Dominicana requiere de una impostergable renovación moral de todos los sectores sociales que ocupan posiciones de liderazgo: económico, político, cultural, social e intelectual. El país necesita, hoy más que nunca, la orientación ética de su liderazgo; orientación que debe surgir no del discurso moralizante sino del comportamiento y de la acción ejemplar. A partir de esta renovación puede devolverse a las futuras generaciones la fe y la esperanza en el porvenir, valores que constituyen el mayor intangible con que cuenta una nación.

Que esta declaración sirva de motivación y voz de alerta para todos aquellos ciudadanos y ciudadanas que desean y trabajan por un país más justo y moral donde ejercer su ciudadanía. Que sea un llamado a la conciencia de todos y todas los hijos e hijas de esta tierra a la que tanto le ha costado la democracia. Que sirva para mover voluntades de todos los habitantes de este territorio para comprometerse con prácticas éticas en el ejercicio de sus vidas privadas y públicas, a fin de que mañana podamos exhibir una República Dominicana institucionalizada, recta y apegada a los valores de la decencia y al compromiso con los mejores intereses de la vida ciudadana soñada por Ulises Francisco Espaillat.