EEUU duda de legalidad de posible solicitud extradición Robertson

Por lunes 29 de agosto, 2005

Washington, 29 ago (EFE).- EEUU puso hoy en duda la legalidad de la posible solicitud de las autoridades venezolanas para la extradición del predicador evangelista Pat Robertson, quien recientemente sugirió el asesinato del presidente Hugo Chávez.

Durante una rueda de prensa, el portavoz del Departamento de Estado, Sean McCormack, dijo que la posible solicitud venezolana contra Robertson "probablemente tenga una base legal cuestionable".

Agregó que el Departamento de Estado ya criticó en su momento los comentarios de Robertson y que "no tengo nada que añadir a lo que he dicho en el pasado sobre el asunto".

McCormack dijo que las autoridades no han programado ninguna reunión en estos momentos entre Bush y Chávez, pero reiteró el deseo de EEUU de que Venezuela "juegue un papel positivo" en el continente americano.

El mandatario venezolano dijo hoy que su Gobierno interpondrá acciones penales ante EEUU contra Robertson -incluso, dijo, se podría acudir a la OEA y a la ONU- "porque pedir el asesinato de un jefe de Estado es un delito".

El mandatario venezolano, cuya cercanía con el gobernante cubano Fidel Castro ha incrementado las fricciones con Washington, considera que los convenios internacionales autorizan a Venezuela a solicitar la extradición de Robertson.

El Gobierno de Caracas no ha ocultado su malestar porque, hasta la fecha, la Casa Blanca no ha condenado los comentarios de Robertson, emitidos la semana pasada durante su programa televisivo "The 700 Club".

Robertson, fundador de la Coalición Cristiana, posteriormente pidió disculpas y explicó que su sugerencia obedecía a su "frustración" con Chávez.

Sobre el estado general de las relaciones bilaterales, McCormack dijo que "hay dificultades y áreas de desacuerdo" pero ambos países mantienen abiertos sus canales diplomáticos.

Añadió que Washington continúa alentando "la cooperación del Gobierno de Venezuela no sólo con EEUU sino también con sus socios en la región para promover la prosperidad".

McCormack subrayó que, por ahora, no se prevé ninguna reunión con Chávez entre el presidente Bush o la secretaria de Estado, Condoleezza Rice.

El portavoz del Departamento de Estado dijo desconocer si Chávez asistirá a la Asamblea General de Naciones Unidas en septiembre.

Por otra parte, McCormack dijo que EEUU sigue revisando la solicitud de Caracas para la extradición de Luis Posada Carriles, un militante anticastrista que afronta un proceso para determinar su estatus migratorio en Estados Unidos.

Posada Carriles ha sido vinculado con el atentado contra un avión cubano en 1976, en el que fallecieron 73 personas.

La solicitud para extraditar a Posada Carriles es otro asunto que ha avinagrado las relaciones entre EEUU y Venezuela, el quinto país exportador de petróleo a este país. EFE