El delito de femicidio no existe en el código penal

Por Carlos Luis Baron miércoles 20 de junio, 2012

Por el alto índice de muerte de mujeres a mano de su pareja que se registra en el país se hace necesario la incorporación al código penal la figura jurídica del femicidio. En nuestro país se hace referencia al femicidio como delito y en realidad no existe el delito de femicidio en la Republica Dominicana. Las instituciones pública y privada hacen referencia al femicidio pero no se dan cuenta de que esta figura jurídica en nuestro país no existe como delito y eso puede confundir.

El femicidio es el asesinato cometido por un hombre hacia una mujer, a la que considera de su propiedad. Esta conducta no está tipificada o prohibida penalmente en la Republica Dominicana sino que lo que esta penalmente penado es el homicidio. Es decir, la muerte de una mujer realizada por su pareja se le dad el mismo tratamiento que el homicidio.

La tendencia moderna es la de establecer el femicidio como un delito autónomo y diferente del homicidio. Es decir, separarlo del delito de homicidio. Ello permitirá que se puntualice y se organice de manera exclusiva una política criminal dirigida en ese sentido y a la vez se pueda ofrecer una mejor repuesta penal a este problema social.

Las estadísticas oficiales son alarmantes por lo que también se impone también la creación de un observatorio de femicidio en la Republica Dominicana que permita levantar informaciones relativas al tema.

El femicidio no solo es la muerte de una mujer por obra de su pareja sino que este delito denuncia la violencia sexista, y denuncia también la responsabilidad del Estado que legitima por acción u omisión las muertes de tantas mujeres. Mujeres que no encuentran apoyo, contención, ayuda, ni asistencia.

El femicidio es la última instancia de un ciclo de violencia. Los ciclos de la violencia comienzan con diferentes manifestaciones tales como los celos, el control, la descalificación, la humillación, el primer golpe, el pedido de perdón que nunca más se va a volver a repetir, y este ciclo vuelve a iniciarse nuevamente con más ferocidad.

En la mayoría de los casos quienes cometen el femicidio están vinculados al círculo íntimo de la víctima. Los mayores índices de inseguridad de las mujeres muchas veces están entre las cuatro paredes de su casa y donde supuestamente están seguras.

Este delito casi siempre la familia impide la posibilidad de hacer la denuncia penal correspondiente por la razón de que siente todavía y se piensa que la violencia hacia las mujeres es una cuestión privada o es una cuestión de la pareja, y en realidad nada de eso es cierto. Todo lo contrario es una cuestión social, cultural, de derechos básicos de esa víctima a vivir una vida sin violencia.

Las razones para incorporar el delito de feminicidio al código penal es independizar el femicidio del homicidio. Toda vez, que muchas veces la muerte realizada a una mujer por su pareja, los medios de comunicación lo titulan como si fuera un crimen pasional, pero en el fondo lo que subyace es buscar como una especie de justificación de ese crimen.