El director INDRHI afirma construcción presa de Monte Grande controlará inundaciones

Por lunes 24 de octubre, 2005

El director ejecutivo del Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos (INDRHI) afirmó que la construcción de la presa de Monte Grande, en la provincia de Barahona permitirá integrar al sistema de riego miles de tareas, controlará las inundaciones y fortalecerá el acueducto del Suroeste.

El ingeniero Frank Rodríguez dijo que la construcción de la la importante obra conlleva la puesta en operación de lagunas de regulación, canales abiertos y sistema de riego por goteo en el valle de Neiva.

Representantes de organizaciones del suroeste han resaltado la importancia que tiene esa obra párale desarrollo de la región y aseguran que con el impulso de la producción en la zona se mejorará el abasto de productos del campo en los mercados de gran parte del sur y de Santo Domingo.

El director del INDRHID observó que la región Suroeste es una de las más pobres del país y que miles de productores agrícolas se beneficiarán con la construcción de la presa de Monte Grande.

El funcionario precisó que el INDRHI ha proyectado la construcción de esta obra considerándola prioritaria para el desarrollo de la región suroeste con una población que se aproxima al millón de habitantes.

La obra, según explicó, incrementará el área y productividad de las tierras actualmente irrigadas, incrementará la zona de riego a 32 mil 466.6 hectáreas, comprendido entre las provincias de Barahona, Bahoruco e Independencia, con una población de 346 mil 315 habitantes, correspondientes al 40.5 por ciento de la región.

También contribuirá a mejorar las condiciones de salubridad en las citadas provincias, mediante la construcción del acueducto múltiple. Además, mitigará los daños provocados por las inundaciones del Yaque del Sur en la zona baja, reduciendo los riesgos y pérdidas, tanto para las poblaciones como para los cultivos cercanos a la cuenca del río

Significó que el río Yaque del Sur y su red de afluentes constituye una de las cuencas más importantes del país, dado su extensión, el volumen de agua que aporta y la importancia económica desde el punto de vista de agua potable, agrícola, energético y de conservación ecológica.

El proyecto consiste en la construcción de una presa de materiales sueltos con núcleo de arcilla y una pantalla de hormigón armado en el paramento de aguas arriba con una capacidad de almacenamiento de 260 millones de metros cúbico, un volumen útil de de 228 metros cúbico, volumen de sedimento 3.5 millones de metros cúbico y la cortina de la presa tendrá 70 metros de altura y 1.211.60 metros de longitud.

Precisó que el riego hacia Neiva se realizará mediante una tubería cuyo diámetro variará de 2.0, 1.90 y 1.80 metros y se desarrollará un riego por goteo en la zona de influencia de los canales San Ramón y Aguacatico.

La tubería principal será de 33 kilómetros, la cual descargará en un reservorio impermeabilizado con membrana geotextil y estará ubicado en el poblado El Salado, desde donde se desarrollará el riego predial.

El director del INDRHI manifestó que la construcción de este proyecto incidirá de manera efectiva en la dinamización y las potencialidades de la estructura productiva agrícola de las áreas donde se construya la obra.