El fracaso de la huelga es del PRD

Por jueves 10 de abril, 2008

Con el fracaso de la huelga convocada por las organizaciones que conforman el Foro Social Alternativo quien fracasó realmente fue el otrora glorioso Partido Revolucionario Dominicano y su candidato presidencial Miguel Vargas Maldonado. El pliego de demandas presentado por los promotores del paro de labores es el mismo que históricamente han planteado los llamados grupos populares a las distintas gestiones de gobierno que se han sucedido desde el ajusticiamiento de Trujillo hasta la fecha. Nadie ha dicho que dichas peticiones no son validas y justas.

No obstante, es oportuno decir que el pueblo está consciente de la profunda y severa crisis económico-financiera que afectó al país desde principios del año 2003 hasta fines del 2004 y aun recuerda quienes fueron los responsables de generarla. Pero hay que señalar también que la inmensa mayoría de los dominicanos y dominicanas observó con admiración la forma magistral como el presidente Leonel Fernández y su equipo de gobierno manejó esa turbulencia cuyos resultados son reconocidos por los sectores productivos nacionales y organismos internacionales.

La crisis fue superada, la economía se ha ido recuperando de manera sostenida y en la actualidad los agentes económicos tienen confianza en las autoridades gubernamentales evidenciado esto en las grandes inversiones de capitales locales y extranjeros realizadas en este periodo lo que demuestra que las perspectivas del país son buenas y positivas a corto, mediano y largo plazo.

Es innegable que existen amenazas que atentan contra la estabilidad económica y la paz social de la Republica. Es cierto que también existen problemas que afectan al pueblo que hoy se enfrentan con firmeza para lograr soluciones viables y sostenibles, muchos de los cuales fueron esgrimidos o planteados por el Foro Social Alternativo dentro del pliego de demandas que presentaron para tratar de justificar la fracasada huelga general.

Pero hay que decir con responsabilidad que el gobierno de Leonel Fernández y el Partido de la Liberación Dominicana enfrentó responsablemente y con gallardía la crisis heredada de la gestión del PRD y ha implementado planes y programas que han contribuido con el mejoramiento de las condiciones materiales de vida de la mayoría del pueblo dominicano. Hay que darle gracias a Dios que la Republica Dominicana tiene un gobernante con la capacidad, sapiencia, honestidad y sabiduría del Presidente Leonel Fernández porque si no hubiese sido asi la nación estuviera sumida en el caos, el desorden y quizás al borde de su desaparición.

La inmensa mayoría de la población valora positivamente los esfuerzos que hace Leonel para que el país siga progresando y encaminándose por buenos senderos. Eso angustia y desespera mucho a sus adversarios, principalmente a aquellos que no supieron aprovechar la oportunidad que les brindó el pueblo dominicano en el año 2000 para que hicieran un gobierno bueno y decente pero que prefirieron dedicarse fundamentalmente a usar sus posiciones para hacer negocios personales y engrosar sus fortunas en base al trafico de influencias y maniobras fraudulentas. Hoy día son los mismos que están desprestigiados y enterrados políticamente por lo que han sido descartados para dirigir el Estado por lo menos por unos cuantos periodos más.

Esa es una de las razones por las que buscan desesperadamente cualquier mecanismo para tratar de cuestionar al Presidente Fernández y al gobierno con el objetivo de reducir su popularidad y aceptación en el electorado nacional. Es asi como aprovechan esta coyuntura para “contaminar” las demandas que planteó el Foro Social Alternativo (conformado por serviles y aliados históricos del PRD-PPH) en el marco del llamado a una huelga que desde el principio todos los sectores sensatos del país coincidieron en calificarla de imprudente e inoportuna. El apoyo público dado a la misma por Miguel Vargas y el Partido Revolucionario Dominicano promovió y garantizó el rechazo de la población y consecuentemente su fracaso, tal como se ha visto.

El rechazo que le dio el país a la huelga no fue a los convocantes y organizadores de la misma, sino a los irresponsables, insensatos e inmaduros politiqueros que en la recta final de un proceso electoral en el que participan la apoyaron. Entonces es evidente que el fracaso de este movimiento huelgario no fue del Foro Social Alternativo y los grupos populares, sino de Miguel Vargas Maldonado y el Partido Revolucionario Dominicano. Estoy convencido que asi mismo fracasarán en su intento de volver a engañar al pueblo en las elecciones del 16 de mayo.

Email: biensegura46@hotmail.com