“El Olor de las Yeguas” será puesto en circulación en Nueva York

Por martes 4 de octubre, 2005

NUEVA YORK._ El libro de cuentos “El olor de las yeguas” del pintor y cuentista dominicano Fernando Ureña Rib, será puesto en circulación en la librería Caliope el próximo viernes seis de octubre.

La obra, un compendio de cuentos sutiles, es definido como no solo como un libro armonioso, sino también un reto a la inteligencia, a la capacidad de asombro frente al siempre y renovado acto de vivir.

El evento se hará a partir de las 8 de la noche y la presentación de la obra, estará a cargo del también cuentista y poeta Tomás Modesto Galán. Ureña Rib, hará una lectura de los cuentos del libro y autografiará el libro a los interesados. La narrativa ya está a la venta en la misma librería.

Además, se exhibirán lienzografías del artista que estarán a disposición del público para la venta. El percusionista Guillermo Cárdenas, será parte también de la presentación cultural.

El autor nació en la Romana, República Dominicana el 21 de marzo de 1951. Inició sus estudios de pintura en la Escuela Nacional de Bellas Artes de San Francisco de Macorís en 1963 obteniendo una beca del Estado Dominicano para continuar sus estudios en la Escuela Nacional de Bellas Artes de Santo Domingo en 1968, donde concluye con talleres de pintura al Óleo y pintura mural bajo la guía del maestro dominicano de la pintura, Jaime Colson.

Se gradúa como Bachiller en Filosofía y Letras en 1968 y realiza estudios de lenguas extranjeras en la Universidad Autónoma de Santo Domingo. Ureña Rib donde aprende Inglés, Francés, Alemán e Italiano.

Durante 1973 y 1974 reside en España y realiza extensos viajes de estudio por Europa Central y el Norte de Africa. Con el aval del insigne escritor español, don Gregorio Marañón, exhibe en el Instituto de Cultura Hispánica de Madrid y en los homólogos institutos de Barcelona y Soria y en el Museo de Bellas Artes de Málaga.

En Europa estudia técnicas de pintura flamenca y veneciana. Desde 1975 Fernando Ureña Rib exhibe sus obras en museos y galerías de Europa, sobresaliendo las exposiciones presentadas en el Deutsche Bank, de Bonn, Alemania en 1982 y la muestra del 12 de octubre de 1988 en el Instituto Italo Latinoamericano de Roma, a la que asiste en pleno el cuerpo diplomático y altos dignatarios de la Iglesia. En 1977 recibe una invitación del Departamento de Estado de los Estados Unidos para conocer los Museos e Institutos de arte más importantes de ese país.