Escogen Rafael Moreno “Inmortal del Deporte Dominicano”

Por miércoles 4 de octubre, 2006

El tenis de campo en la República Dominicana está de fiesta al conocer la noticia de la elección del ex tenista y profesor Rafael Moreno, para ser exaltado a la Inmortalidad del Deporte, escogencia dada a conocer por los miembros del Pabellón de la Fama del Deporte Dominicano.

Su elevación será en el XL Ceremonial que se efectuará el domingo 15 de octubre en el auditorio de la Casa San Pablo, con el patrocinio de Verizon Dominicana, a partir de las 12:00 del mediodía.

La Federación Dominicana de Tenis, encabezada por su presidente, el licenciado Persio Maldonado, sus directivos, dirigentes, técnicos, profesores, comité de padres y colaboradores, conjuntamente con las asociaciones, clubes, hoteles y academias de este deporte, siguen transmitiendo y disfrutando esta agradable noticia que era esperada por la familia tenística a nivel nacional.

Rafael Moreno “Geovanny”, un ejemplo como atleta, dirigente y experimentado entrenador, nació en Santo Domingo el 16 de julio del 1960. Enamorado del deporte, fue excelente corredor en atletismo, ciclismo y jugó buen béisbol en el peldaño estudiantil.

Moreno es padre de tres hijos, Eyllin del Pilar, Edelen y Smaley Geovanny, de 21, 19 y 18 años, respectivamente; procreados con la señora Daysi Altagracia Méndez de Moreno, y ha llevado una vida ejemplar en el quehacer deportivo y personal.

Tiene 38 años en esta disciplina, iniciando como bolerito a temprana edad en Santo Domingo Tenis Club “La Bocha”. Su primera etapa como entrenador fue el hotel Lina, Casa de España y el Gurabito Country Club de Santiago y finalmente se establece como entrenador jefe en el club Deportivo Naco, teniendo 23 años dirigiendo a los infantiles, juveniles y los adultos.

Las habilidades de Geovanny consisten en transmitir a sus alumnos y atletas su depurada técnica y experiencia.

Como atleta arrancó a los 17 años, actualmente tiene 12 años con la selección nacional de Copa Davis, en la que sólo han sido entrenadores de ese peldaño Toñito Ramírez y Emilio Vásquez; él está en la Copa Davis desde el 1989, desde la presidencia de Gonzalo Mejía en Fedotenis.

Dicen sus buenos amigos que fue un atleta flaco, de pocas libras, y aparentaba ante adversarios que era inofensivo, pero Moreno sorprendía a sus contrincantes.