Ex empleado del consulado en NY aclara no está en licencia ni de vacaciones

Por domingo 2 de octubre, 2005

NUEVA YORK._ Ante las intolerantes embestidas contra este reportero por parte de fanáticos peledeístas, en comentarios enviados por e-mail a la redacción de EL NUEVO DIARIO, el señor Pedro medina y su esposa Milagros, se comunicaron telefónicamente con este reportero para aclarar que el ex portero del consulado general dominicano, “no está de vacaciones, ni en licencia médica”, como informaron ayer voceros de esa sede para desmentir que fuera cancelado de sus funciones por ser jaimista.

“Simplemente me dijeron: vete a tu casa, que la situación económica del consulado no está buena y cuando mejore, probablemente a partir de noviembre, te llamaremos otra vez”, indicó el señor Medina, quien conversó con este redactor, después que su esposa, fuera la primera persona en comunicarse con EL NUEVO DIARIO.

Medina dijo que lo de las vacaciones, se trata de que él, esté reclamando que se la paguen, porque trabajó durante un año en el consulado y ese pago le corresponde legalmente. Medina nunca tomó el descanso vacacional que por ley le toca.

Confirmó que aunque siempre ha trabajado con el presidente Leonel Fernández, ha sido un seguidor del ex vicepresidente Jaime David Fernández Mirabal y actualmente milita en el Comité Intermedio “C” Lora Fernández, que dirige el embajador alterno ante la ONU Gregorio Morrobel.

“Lo que ocurrió fue que se me dijo que fuera los lunes a cobrar 200 dólares, pero yo ganaba 300 a la semana”, explicó Medina, agregando que como hombre de trabajo, lo que quiere es mantenerse en su puesto sirviéndole a la comunidad.

Su esposa, dijo previamente que Medina no está cancelado, sino que lo despacharon a la casa. “Yo, no estoy ni de licencia médica, ni de vacaciones, pero estoy confiado en que me repongan en el empleo como me prometieron”, indicó Medina.

Sostuvo que nadie le entregó una carta, oficio o documento por escrito donde se le notificara la decisión, sino que fue el encargado del departamento de contabilidad que es hermano del cónsul general Francisco Fernández, quien se lo dijo verbalmente.

Admitió que de un hombre de trabajo, lo han convertido en un “botellero” (persona que en la RD cobra sin trabajar) y que esa nunca ha sido su aspiración.