Exigimos se respete a Balaguer

Por Carlos Luis Baron jueves 22 de marzo, 2012

El candidato presidencial del PPH ha tomado como ejemplo al Dr. Joaquín Balaguer para justificar una mas de sus metidas de patas.

Decir que Balaguer era un mala paga y, de manera especial, que no le pagaba a los más chiquitos, como es el caso de la pequeña y mediana empresa, es desconocer la memoria histórica de uno de los hombres que más interés mostró durante toda su vida por los más humildes y necesitados del país.

Se le olvida a Hipólito Mejía que fue Balaguer el que desarrolló la Reforma Agraria, eliminó latifundios y repartió las tierras del Estado entre los más pobres del país, para que estos encontraran un medio de producir el sustento de sus familias?.

Acaso ignora Hipólito Mejía que durante los gobiernos de Balaguer la República Dominicana inició el camino hacia el progreso, se abrieron las puertas a las pequeñas y medianas empresas y decenas de miles de dominicanos y dominicanas cambiaron sus vidas positivamente?.

Querer inculcar a Joaquín Balaguer las dotes de mala paga, es desconocer al hombre que desarrolló este país haciendo innumerables obras pagadas de manera absoluta y total a sus constructores.

Es desconocer e ignorar la memoria histórica de un estadista que definió el camino hacia el progreso del país y facilitó al Dr. Leonel Fernández el inicio de sus excelentes gobiernos.

Esta nueva desconsideración al líder máximo del PRSC debe ser tomada muy en cuenta por aquellos reformistas que se han dejado engañar por el partido que le quitó dos años de gobierno al Presidente Balaguer y por un candidato que a todas luces, usa la figura de nuestro líder para denostarlo y convertirlo en el ser mas despreciado por los dominicanos.

El PRSC se siente ofendido por este abuso cometido por Hipólito Mejía y pide a todos los dominicanos y dominicanas repudiar esa actitud desconsiderada hacia el hombre que más se preocupó por cumplir sus compromisos y que construyó las bases para el desarrollo de la República Dominicana.

Adelante reformistas, a paso de vencedores.

El autor es miembro del Comando Nacional de Campaña y Vocero del PRSC