Hondureños siguen sin tener oficialmente un presidente electo

Por lunes 5 de diciembre, 2005

Tegucigalpa, 5 dic (EFE).- Los hondureños no conocen oficialmente quién es su presidente electo, aunque el recuento de votos de las elecciones del 27 de noviembre, que avanza con lentitud, favorece al candidato liberal Manuel Zelaya.

El Tribunal Supremo Electoral (TSE) reanudó hoy el escrutinio tras suspenderlo el sábado para revisar más de un millar de actas con anomalías.

Mientras, Zelaya, del opositor Partido Liberal, sigue sus actividades como "presidente electo" y ha asegurado a la prensa que su gobierno no elevará los impuestos.

El candidato del gobernante Partido Nacional, Porfirio Lobo, presidente del Parlamento hondureño, no ha reconocido la derrota, pero su colectivo insiste en que "respetará el resultado".

Una fuente del TSE dijo a EFE que el recuento será lento porque irá paralelo a la revisión de actas, que es "muy delicada".

Los resultados que brindó hoy el centro de cómputo son prácticamente los mismos del sábado e irán variando muy poco por la lentitud de la revisión, añadió.

Según estos datos, Zelaya aventaja con 3,74 puntos a Lobo, cuando falta escrutar casi el diez por ciento de los votos.

Zelaya registra más de 915.000 votos (el 49,90 por ciento), y supera en unos 68.000 a Lobo, quien tiene unos 846.000 sufragios (el 46,16 por ciento).

El resto de los aproximadamente 1,9 millones de votos se los reparten los partidos minoritarios (Unificación Democrática, de izquierda; Democracia Cristiana e Innovación y Unidad-Social Demócrata).

El TSE ha escrutado 12.257 de las 13.832 urnas instaladas en todo el país, y restan 1.575.

Al contrario de hace una semana, cuando el Partido Nacional exigía el recuento al TSE porque no dio un resultado preliminar amplio, hoy fue el Partido Liberal.

Horas antes de reanudarse el recuento, el jefe de campaña de Zelaya, Hugo Noé Pino, demandó que el Tribunal lo continuara "sin dilación", porque no todas las actas pendientes deben revisarse.

Pino había dicho que su partido haría una "marcha pacífica" el próximo miércoles en Tegucigalpa si no se reanudaba el recuento, pero la descartó cuando el TSE anunció que continúa el proceso.

De las 1.575 actas pendientes, "entre 1.100 y 1.200" están en revisión, dijo a EFE uno de los tres magistrados del TSE, Saúl Escobar, miembro de la Democracia Cristiana.

Una comisión del TSE y de los cinco partidos revisa las actas, cuyas "inconsistencias" afectan en su mayoría la votación de diputados y alcaldes, agregó.

Otro magistrado del TSE, Jacobo Hernández, miembro del Partido Nacional, dijo que la mayoría de problemas en las actas se deben a "lo difícil" de escrutar el voto para diputados, pues podía votarse por listado de partido y por candidatos de distinta planilla.

"Yo creo que mañana ya tendremos terminado el proceso", declaró Hernández hoy a radio América.

Pino señaló que el recuento atrasa el proceso de transición y pidió que el Gobierno del presidente Ricardo Maduro nombre las comisiones correspondientes porque los liberales ya tienen las suyas.

Un asesor de Maduro, Elías Lizardo, dijo hoy que el Gobierno esperará la declaración de candidatos electos que haga el TSE, aunque está preparado para iniciar la transición para la investidura del nuevo gobernante, el 27 de enero próximo.

El tribunal tiene hasta el 28 de diciembre para hacer la declaración oficial, según la Ley Electoral.

El TSE no ha dado tampoco resultados oficiales de votaciones para diputados y alcaldes, pero las proyecciones extraoficiales también perfilan victorias de los liberales, que ya negocian cargos en el próximo Parlamento.

Incluso, un grupo de candidatos a diputados nacionalistas ha decidido apoyar al liberal Roberto Micheletti, el más fuerte aspirante de su partido a presidir el Parlamento, dijo a la prensa el legislador oficialista Johnny Handal.

También se desconocen datos oficiales de votos nulos y blancos, y del nivel de abstención, que cálculos extraoficiales sitúan en alrededor del 40 por ciento. EFE