Italia tropieza en primera jornada y Perú enseña las garras

Por martes 31 de octubre, 2006

Tokio, 31 oct (EFE).- Italia, la vigente campeona del mundo, tropezó en la primera jornada del Mundial y protagonizó la gran sorpresa al perder por 1-3 ante Serbia y Montenegro, mientras que Perú enseñó sus garras y venció por claridad a Egipto, 3-0.La selección italiana fue la gran protagonista negativa de la primera jornada del Mundial femenino de voleibol, al perder en el debut ante Serbia y Montenegro por 1-3, dentro del grupo D con sede en Nagoya.

Las jugadoras serbomontenegrinas hicieron un gran partido en su regreso a un Mundial 28 años después de su primera participación.

El cambio de entrenador en el pasado mes de septiembre, con la llegada de Massimo Barbolini, ha pasado factura a las transalpinas que apenas han tenido tiempo para asimilar los nuevos métodos de trabajo.

"Las jugadoras balcánicas aprovecharon su mayor altura en los bloqueos y hoy fueron, técnicamente, mejor que nosotros", dijo Barbolini.

Ivana Djerisilo, una de las jugadoras más destacadas de Serbia y Montenegro, explicó la victoria. "Sabíamos que tendríamos una oportunidad de ganar si obligábamos a fallar a las italianas. Los dos primeros sets los jugamos muy bien y después supimos mantener el nivel", indicó.

La victoria de Perú ante Egipto ha sido una sorpresa positiva, no tanto por la victoria en sí, sino por la claridad con que se produjo, en apenas una hora y sin dar la menor opción a las rivales. Perú ha enseñado las garras aunque ahora llega lo más difícil, mantener el nivel ante rivales de mayor entidad.

El resto de favoritos cumplieron sin mayores problemas, aunque Cuba pasó más apuros de los previstos ante Turquía.

Puerto Rico también se defendió bien ante Brasil, pese a perder en tres sets. Jaqueline Carvalho se mostró pletórica tanto en labores defensivas como en el ataque, con servicios que sus compañeras convertían sin piedad en puntos. Su impresionante labor estuvo arropada por el juego de la líbero Fabiana Alvim de Oliveira.

La República Dominicana poco pudo hacer mucho ante la potente selección alemana. El buen trabajo en defensa y la solidez atacante de Christiane Furst, la capitana Cathrin Grun y Birgit Thumm desarbolaron a las caribeñas, con un saque muy flojo y serios despistes en defensa.

Miguel Beato, seleccionador dominicano, reconoció que sus jugadoras habían sido incapaces de frenar los ataques germanos, al tiempo que la capitana Cosiri Rodríguez se lamentó de sus errores defensivos y confió en mejorar en el siguiente partido frente a China.

Costa Rica tuvo muchos problemas defensivos para hacer frente al potencial de las surcoreanas, que tan sólo necesitaron una hora de juego real para superar su primer obstáculo.

Peor le fueron las cosas a México, que apenas pudo poner oposición a Rusia, que fue un ciclón sobre la pista. Orlando Samuels, seleccionador mexicano, admitió que existía una gran diferencia física y técnica con las rusas si bien destacó el coraje y entrega de sus pupilas.

"Dimos el cien por cien, pero no pudo ser", comentó la capitana de México Bibiana Candelas. EFE