Leonel resultó demasiado

Por El Nuevo Diario miércoles 14 de noviembre, 2012

Definitivamente Leonel Fernández es un hombre poseedor de condiciones extraordinarias, su alocución ante el país a propósito de la campaña desatada en su contra por el déficit fiscal, heredado de su anterior gobierno, le dio la oportunidad de explicar de manera didáctica y convincente una serie de confusiones y de aberraciones que se han venido divulgando para tratar de reducir la alta popularidad que conserva en la población.

Dejo claro que un déficit fiscal no es un acto pecaminoso, sino una decisión de política económica que se adopta en un momento determinado para no detener la economía de un país. Ofreció datos del déficit fiscal que manejan otros países, muchos de los cuales es varias veces superior al nuestro con relación a sus presupuestos.

Con toda responsabilidad dijo al país las razones que le llevaron a solicitar la autorización que obtuvo del congreso nacional para asumir el déficit en el monto estimado, dentro de las que se encuentran: mantener el subsidio eléctrico para evitar un aumento de la factura eléctrica a la población, una disminución de casi cuarenta mil millones en los ingresos estimados, el déficit del Banco Central arrastrado desde el año 2003 y el trascendente programa de inversión pública ejecutado durante su mandato, así como la asignación de partidas extraordinarias a importantes instituciones autónomas y descentralizadas del país.

Los sectores que perdieron las pasadas elecciones, tienen como blanco debilitar al bloque gobernante para tratar de avanzar en su posicionamiento de cara al 2016 y no pudiendo atacar directamente al gobierno del presidente medina, su blanco real, han retomado a Leonel como blanco en un vano intento por hacerlo confrontar con el presidente Medina, tendrán que buscar otra manera para encausar sus frustraciones frente a su posición de minoría en la sociedad dominicana.

Tal como les ha ocurrido, en cada oportunidad que han confrontado a Leonel Fernández, sus críticos han ido por lana saliendo trasquilados. Leonel les ha ganado todas las batallas, las electorales, las de opinión y las de conceptualización, evidenciándoles como miopes carentes de buen juicio para orientar a la nación dominicana.

Podemos concluir en que Leonel resulto demasiado para sus retadores y adversarios quienes después de casi tres meses, fueron arruinados junto a su campaña de banalidades, superficial y llena de maledicencia con una intervención poco más de veinte minutos.

El autor es catedrático universitario y dirigente del PTD.