Los efectos negativos de consumir alcohol después de los 40

Por Carlos Luis Baron jueves 7 de enero, 2016

EL NUEVO DIARIO.- La ingesta de alcohol afecta los intestinos, el corazón, los vasos sanguíneos y la piel. A medida de que una persona envejece los órganos que metabolizan el alcohol se encogen, por lo que este llega a permanecer más tiempo en el cuerpo.

Un estudio publicado por el diario digital New Zealand Herald analiza qué efectos negativos puede ocasionar el alcohol en las personas que han alcanzado la mediana edad.

Según el estudio, una persona que haya alcanzado los 40 años y haya mantenido un estilo de vida donde el consumo de alcohol sea ocasional es propenso a que este le genere daños cerebrales, depresión mal humor, ansiedad y en algunos casos puede ocasionar demencia.

Indican de igual forma que el beber alcohol de forma habitual, sumado a la deshidratación producida por la edad, puede provocar enfermedades de piel como la rosácea, además de la caída de piel e hinchazón alrededor de los ojos.

Otras consecuencias negativas son el sobrepeso y el aumento del peligro de sufrir enfermedades del hígado, como la cirrosis, así como de incrementar las posibilidades de sufrir ataques cardíacos, puesto que el alcohol aumenta la presión sanguínea afectando la capacidad de bombear sangre del corazón.

Después de los 40 años los casos de cáncer más comunes relacionados al consumo de alcohol son los de boca, esófago, de senos y de garganta.

Además, los bebedores recurrentes, tanto hombres como mujeres, ven afectada su fertilidad ya que este reduce la calidad y cantidad del esperma, los niveles de testosterona y aumenta el riesgo de aborto involuntario.

Agencias