Mercosur se lanza a la acción política en Cumbre de Uruguay

Por sábado 10 de diciembre, 2005

Montevideo, 10 dic (EFE).- La Cumbre del Mercosur, finalizada el viernes en Montevideo, mostró la disposición de sus socios a ampliar el marco de referencia de la débil unión aduanera y pasar a la acción política, reforzada con la entrada de Venezuela y la creación del Parlamento del bloque.

Venezuela se sumó al Mercosur, formado por Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay, como miembro de pleno derecho en proceso de adhesión, que requerirá negociaciones que podrían durar de dos a tres años, según analistas.

Mercosur, que hasta ahora se había centrado en una permanente discusión comercial, entre aranceles y desgravaciones, se convertirá en un grupo de países que buscan una integración completa, al estilo de la actual Unión Europea.

Algunos analistas consideran que el ingreso de Venezuela debilitará al bloque andino, pese a las garantías que se dan a nivel político de que ello no ocurrirá.

Sectores más técnicos sostienen que esa entrada acelerará la integración plena al Mercosur de los países andinos, ya que ahora son asociados.

El nuevo Parlamento tendrá su sede en Montevideo, ciudad que pasará a convertirse en la capital del bloque, donde ya funciona la Secretaria Administrativa, y se prevé que comience a actuar elegido directamente por los ciudadanos de los países socios del bloque al final de la actual década.

Según lo aprobado por los presidentes, el 1 de enero de 2011 el Parlamento estará operativo con un criterio de representatividad proporcional que deberá resolver el Consejo del Mercado Común antes de que finalice 2007.

Pero uno de los logros más significativos del actual proceso de cambios en el Mercosur es el acuerdo de complementación energética de los miembros plenos del bloque y sus asociados, que permitirá la construcción de un gasoducto de 6.000 kilómetros que transportará el producto por toda América del Sur desde el Caribe hasta Argentina.

La Cumbre abrió, asimismo, el acceso al bloque a todos los países que integran la ALADI, tras la modificación del artículo 20 del Tratado de Asunción que creó el Mercosur, para facilitar la entrada de Venezuela.

Seguramente, al Mercosur se sumará muy pronto México como país asociado, después de que la Cumbre diera el visto bueno formal a su solicitud, lo que le convertirá en el primer socio externo de América del Sur.

México ha sido socio fundador en 1960 con los diez países sudamericanos de la antigua Asociación Latinoamericana de Libre Comercio (ALALC), cuyo objetivo era lograr un mercado común del continente.

En 1980, la ALALC fue sustituida por la ALADI (Asociación Latinoamericana de Integración) sobre bases más flexibles de integración.

En 1999, un nuevo socio caribeño, Cuba, se unió como duodécimo miembro de la ALADI.

Pero la Cumbre del Mercosur también mostró que se ha convertido en un importante foro de política internacional.

A Montevideo llegaron invitados que tuvieron la oportunidad de expresar sus ideas sobre la integración y hacer peticiones públicas internacionales de trascendencia.

Entre ellas, destacó el acuerdo comercial firmado entre Chile y Bolivia.

También, el discurso del canciller de Perú, Oscar Maúrtua, que animó a concretar la convergencia entre la Comunidad Andina y el Mercosur, a partir del ingreso de Venezuela a este bloque.

A su vez, el vicepresidente de la República Dominicana, Rafael Alburquerque, resaltó la profundización del diálogo político y económico con el Mercosur y dijo que América "vive un momento estelar en todo el proceso de integración".

Alburquerque aprovechó la Cumbre del Mercosur para pedir una mayor colaboración internacional para su vecino, "el sufrido pueblo de Haití".

También expusieron sus puntos de visita sobre la coyuntura internacional y los procesos de integración el secretario general de la OEA, José Miguel Insulza, el Secretario de la Comunidad Iberoamericana de Naciones, Enrique Iglesias, y el Secretario de la ALADI, Didier Opertti.