Ministerio de Salud Pública dará prioridad a reducir la mortalidad materna en 2017

Por Abraham Montero jueves 12 de enero, 2017

EL NUEVO DIARIO, SANTO DOMINGO.- El Ministerio de Salud Pública colocó entre sus prioridades para el año 2017 lograr la disminución de los niveles mortalidad materna mejorando la calidad de los servicios sanitarios, ya que este indicador, pese a haber bajado y a que el 97 % de los partos son institucionales, sigue siendo demasiado alto.

En un comunicado de prensa, el Ministerio cita que las primeras cinco causas de muertes maternas son los trastornos hipertensivos del embarazo (39.34 %), la sepsis (27.87 %), el shock hemorrágico (17.21 %) y el aborto (3.28 %), mientras que el resto (12.30 %) corresponde a otros eventos de salud combinados.

En su propósito de reducir la mortandad, el Ministerio de Salud continúa capacitando al personal de salud, y fortalece los protocolos relacionados con la atención obstétrica que limitan las causas de defunción vinculadas al parto y al embarazo en los centros de salud, tanto públicos como privados.

"Garantizar una atención de calidad a la embarazada desde el Primer Nivel de Atención, garantizar los medicamentos de calidad desde allí, terminar la Guía de Pre-eclampsia para aplicar en todo el país, e iniciar las discusiones para disminución de los partos por cesáreas son algunos de los aportes del Ministerio para bajar la mortalidad materna", explicó la ministra Altagracia Guzmán.

La corrección de factores que inciden en las sepsis, como los vinculados a las condiciones de infraestructuras, de quirófanos y hotelería de hospitales y clínicas son algunos focos de atención para lograr el objetivo, que forma parte de once resultados de impacto que se han propuesto las instituciones del sector salud gubernamental.

Guzmán Marcelino explicó que una de las dificultades que afronta la corrección de ese indicador de salud es de orden cultural, pues parturientas extranjeras residentes en el país no tienen el hábito de seguir las indicaciones de hacer las consultas y chequeos prenatales y, por esa razón, ellas aportan el 33 % de las muertes maternas que ocurren en el país.

Durante el año, el Ministerio de Salud aplicó 4.2 millones de dosis de vacunas a todos los grupos priorizados por el Programa Ampliado de Inmunizaciones (PAI) y mantiene la interrupción de la transmisión del poliovirus, virus del sarampión y el de la rubeola congénita, por lo que en la República Dominicana hubo un reporte de cero casos de esas entidades médicas.

Asimismo, se mantiene el control del tétanos, neonatal y en otras edades, así como el de la tosferina y la difteria, relacionándose los casos confirmados u otros probables como vinculados a características migratorias.

En el contexto del Gobierno Digital se prepara el registro nacional de vacunados de forma nominal con integración al sistema del recién nacidos, en forma electrónica, para que en tiempo real y vía web el usuario pueda identificar las vacunas y dosis que le han sido aplicadas a sus hijos.

El Ministerio cumplió el compromiso de formular y ejecutar el plan de introducción de la vacuna de poliovirus inactivada (IPV) en el marco de la estrategia para la erradicación de la poliomielitis, fase final (2013-2018) y trabaja en un acuerdo OPS-Minerd-MS para vacunar en las escuelas contra el virus del papiloma humano (VPH) con miras a prevenir el cáncer de cuello uterino. EFE