Ni traidores ni perdedores, el PRD necesita emprendedores

Por Carlos Luis Baron martes 21 de agosto, 2012

Las bases del Partido Revolucionario Dominicano debemos darnos cuenta, que ni con Hipólito ni Miguel regresaremos al poder en el 2016. Hipólito volvió a fallarle a los perredeistas y Miguel utilizó nuevamente sus hazañas mercantiles para saciar sus negocios, a costa de los pobres e ignorantes de ciertos militantes del partido.

Debemos unificar las voces, las acciones y los hechos, hasta que estas dos personas se den cuenta que sus posturas nos han dañado, que desde el 2004 nos tienen fuera del gobierno y mientras sigan su antagonismo seguirán mermando esas posibilidades. Es una pena, que solo Janet Camilo presidenta de FEDOMUSDE se haya pronunciado en estos términos, cuando dice ni con Hipólito ni miguel el partido gana en el 2016.

Vuelvo y me pregunto, donde están los hombres de este partido que esas posiciones no sean respaldadas a unanimidad para bien de todas y todos los amigos, militantes y dirigentes que componemos estas organización. Pues le pido a Janet que no desmaye en su accionar, que tiene un aliado que tampoco cederá hasta concienciar a este partido, para que razone del autismo que nos tienen sometido.

Esta última derrota al parecer nos ha dejado in albis, porque no es posible que los traidores se estén paseando por nuestros locales provinciales como si nada a pasado, que sean recibidos, aplaudidos y hasta venerados por miembros de las bases que ha vuelto a pisotear. Bases que durarán cuatro largos años más en la oposición por culpa de un traidor, que todo lo que hizo fue pensar en sus bolsillos.

Hago un llamado a todo aquel quiera realmente a este partido, para nos inscribamos en la posición de Janet y busquemos la tercera vía a lo interno de nuestro partido, para que la renovación llega en realidad y, hagamos la combinación perfecta de la predica de nuestro instinto líder José Fco. Peña Gómez, cuando dijo lo mejor de lo nuevo con lo mejor de lo viejo y le agrego, todo aquel ya sea viejo o nuevo que este fuera de orden o empañe nuestro futuro, que se aparte o lo apartamos, en caso o por si a acaso no se somete y si monta en tren renovador.

Espero muy pronto no que las voces, sino que los hechos de nuestros dirigentes predominen en el partido, para que como un solo hombre le haga entender a Hipólito y Miguel con ellos no hay 2016, que si quieren en verdad su organización que se aparten o acuerden la renovación y que la victoria no sea de traidores ni perdedores, sino de emprendedores, para que en el túnel podamos ver, encendido el jacho.