OTAN prevé desplegar hasta 1.000 militares para ayuda en Pakistán

Por viernes 21 de octubre, 2005

Bruselas,(EFE).- La OTAN tiene previsto desplegar hasta 1.000 militares en Pakistán como parte de su plan para ayudar a los damnificados por el terremoto del 8 de octubre, informaron fuentes aliadas.

Estas fuerzas incluirían una compañía de 300 ingenieros españoles, una compañía polaca y otra italiana bajo un cuartel general español, equipos médicos, un cuartel general desplegable de la OTAN y expertos en purificación de agua, añadieron.

El envío de estos efectivos forma parte del plan militar que discuten hoy los embajadores ante la OTAN en una sesión extraordinaria del Consejo Atlántico.

Este sería el primer despliegue de fuerzas terrestres de la OTAN y de la Fuerza de Respuesta Rápida (NRF) en una operación humanitaria.

El secretario general de la OTAN, Jaap de Hoop Scheffer, dijo en una rueda de prensa que el Consejo Atlántico "está finalizando" estos arreglos, que "incorporan ciertos elementos de la Fuerza de Respuesta de la OTAN".

Los embajadores recibieron el plan operativo diseñado por los militares aliados esta mañana, razón por la cual, según fuentes de la Alianza, se retrasa la decisión.

Según De Hoop Scheffer, la OTAN extenderá el puente aéreo que estableció la semana pasada hacia Pakistán, con la salida en los próximos días de 12 vuelos de aviones C-17 norteamericanos con base en Ramstein (Alemania), los más grandes con los que cuenta la Alianza.

Desde la semana pasada la OTAN ha transportado toneladas de ayuda desde sus bases de Geilenkirchen y Ramstein en Alemania y esta semana comenzó a trasladar 900 toneladas de suministros de la ONU almacenados en Turquía.

Sobre la mesa también está una oferta de Alemania de proporcionar cinco helicópteros de gran tamaño CH53 a la OTAN para que pueda llevar suministros a la población paquistaní.

Hasta ahora, los países de la Alianza cuentan con 40 helicópteros en Pakistán, desplegados mediante acuerdos bilaterales.

La ONU hizo ayer un dramático llamamiento en solicitud de más helicópteros con el fin de llegar a las zonas remotas del Himalaya donde cientos de miles de personas están aisladas y sufren bajas temperaturas.

Los embajadores escucharon hoy al subsecretario de la ONU para Asuntos Humanitarios, Jan Egeland, quien expuso la "grave situación" existente en Pakistán, señaló De Hoop Scheffer.

El secretario general de la OTAN dijo que asistirá la próxima semana a la Conferencia de donantes convocada por la ONU en Ginebra para recabar más ayuda para Pakistán.

Unas 50.000 personas murieron en el terremoto, 72.000 resultaron heridas y casi tres millones se quedaron sin hogar.

La ONU se ha quejado de la lentitud de la comunidad internacional en socorrer a Pakistán, donde se teme que el número de muertes aumente de forma dramática si las tiendas de campaña, mantas y estufas no llegan a los afectados con rapidez. EFE