Pinochet pierde amparo que su defensa se negó a alegar

Por viernes 2 de diciembre, 2005

Santiago de Chile, 2 dic (EFE).- La Corte de Apelaciones de Santiago rechazó hoy un recurso de amparo a favor de Augusto Pinochet por su procesamiento en la Operación Colombo, que su defensa se negó a alegar en el tribunal.

El abogado del ex gobernante (1973-1990) denunció una "manipulación" de los querellantes y estuvo ausente de la audiencia en la que se vio el recurso, referido al enjuiciamiento de Pinochet como autor de seis secuestros calificados (desapariciones).

El amparo fue rechazado de forma unánime por la VI Sala del tribunal de alzada, tras la audiencia en la que solo alegaron los abogados querellantes, después que la defensa no quiso exponer sus argumentos por "irregularidades" en la composición del tribunal.

El tribunal consideró que el amparo no es la vía para impugnar el procesamiento dictado la semana pasada por el juez Víctor Montiglio, dictamen que consideró ajustado a proceso y dejó constancia de la ausencia de la defensa en la audiencia.

Las quejas de la defensa del ex gobernante apuntaron a la composición de la VI Sala del tribunal de alzada, algunos de cuyos integrantes fueron recusados por la defensa y la parte querellante.

Originalmente el tribunal estaba integrado por los jueces Haroldo Brito y Lamberto Cisterna, más el abogado Roberto Mayorga, quien fue recusado por la defensa de Pinochet.

El abogado Pablo Rodríguez, jefe del equipo jurídico que defiende a Pinochet, dijo que la impugnación a Mayorga se debe a que los abogados integrantes de Cortes, "en gran medida dependen del Gobierno, mientras se supone que los jueces titulares son absolutamente independientes".

En reemplazo de Mayorga llegó a integrar la Sala el juez Cornelio Villarroel, que a su vez fue recusado por los querellantes porque en diversas oportunidades se ha manifestado favorable al sobreseimiento del desaforado militar.

Tras una serie de reuniones, incluso con el presidente del tribunal, la Sala quedó conformada por Haroldo Brito, Lamberto Cisternas y el abogado Nelson Pozo.

Tras el nuevo cambio, Rodríguez solicitó audiencia con el presidente de la Sala, Lamberto Cisternas, para recusar a Pozo, medida que no fue aceptada, por lo cual decidió no presentarse al alegato.

"Se ha manipulado la composición de esta Sala con el objeto de sacar a un juez titular de esta Corte e introducir a un abogado integrante a quien yo no conozco y que por lo tanto no puedo dar ninguna opinión a su respecto", dijo Rodríguez.

"Mi parte renuncia al derecho de alegar y hará presente a la Corte Suprema esta absoluta irregularidad", subrayó.

Rodríguez acusó a los querellantes de recurrir a "cualquier subterfugio" cuando no les gusta la composición de una sala del tribunal.

"Esto a mi juicio constituye una irregularidad extremadamente grave y yo no me presto para la manipulación de la Sala y para que hagan lo que se les de la gana con la Corte de Apelaciones", dijo el abogado y agregó que espera revertir esta situación en la Corte Suprema.

En la sesión de hoy sólo presentaron sus argumentos los abogados querellantes Juan Subercaseaux, Boris Paredes, Hiram Villagra y Hernán Quezada.

En este proceso, en el que está enjuiciado como autor de seis secuestros calificados (desapariciones) el ex gobernante sigue bajo arresto preventivo en su domicilio.

La resolución de la VI Sala es apelable, por lo que finalmente será la Corte Suprema la que se pronuncie al respecto. La "Operación Colombo" fue montada en 1975 por la Dirección de Inteligencia Nacional (DINA) para encubrir la desaparición de 119 opositores.