Presidente Chávez ¡No te rindas!

Por Carlos Luis Baron domingo 9 de diciembre, 2012

El poder y la vida, tienen momentos críticos, y hay que estar siempre dispuesto a defender el primero y luchar sin tregua para preservar la segunda, los dos son fugaces y placenteros.

He leído la impactante noticia que el Presidente de la República Bolivariana de Venezuela, tiene una recidiva del cáncer que fue diagnosticado y tratado, con cirugía y quimioterapia, en la República de Cuba, en junio del año 2011.

No conozco el tipo de cáncer que padece, su excelencia, el Sr. Presidente Hugo Rafael Chávez Frías, razones por las cuales no puedo expresar mis criterios como médico, sobre las perspectivas del mismo, ya que en esta materia son predecibles los resultados, y las posibilidades de vida, según las estadísticas medicas acumulada en cada casuística.

El coronel Hugo Chávez, ha demostrado ser un hombre de una coraza de hierro, hace apenas dos meses que se presentó como candidato presidencial, realizó su campaña y el pueblo venezolano votó mayoritariamente por él, a sabiendas que sus perspectivas no eran muy lejana en el horizonte de la vida.

En la República dominicana, en el año 1998 sucedió un acontecimiento muy similar, claro está con particularidades muy distintas, el líder popular mas extraordinarios del siglo pasado, el Dr. José Francisco Peña Gómez, frente a un tranque presentado entre los aspirantes a la alcaldía de la ciudad de Santo Domingo, Distrito Nacional, los estrategas y los cerebros de la sombra partidaria, decidieron que la Comisión Política y el Comité Ejecutivo Nacional del Partido Revolucionario Dominicano, lo postularan a la Alcaldía.

El Dr. Peña Gómez, quien no era ajeno a sus tristes realidades de salud, aunque su voluntad férrea, y armadura de líder, siempre expresaba el optimismo, que lo peor había pasado, por lo que continuaba al frente de las responsabilidades partidarias y con un intenso proselitismo electoral, falleciendo el 10 de mayo del 1998 posterior a su participación, en una marcha caravana en la ciudad de Bani, Provincia Peravia.

El pueblo dominicano, generoso y agradecido por sus servicios a la patria, coronó su partido con un arrollador triunfo en las elecciones que se celebrarían seis días posterior a su deceso, y en las elecciones celebradas dos años más tardes, también en memoria al líder y mejor orador político popular, volvió a recompensar al PRD, con la presidencia de la República, con el ilustre estadista, Ing. Hipólito Mejía Domínguez, al frente de la primera magistratura de la Republica.

La diferencia entre estos dos grandes líderes continentales, estriba en que el Presidente Hugo Chávez, ha designado quien deberá sucederlo al frente del estado y al frente del partido, al Vicepresidente Nicolás Maduro, quien deberá continuar profundizando la Revolución Bolivariana, y su proyecto “Socialismo del Siglo XXI”. Por su parte, el Dr. José Francisco Peña Gómez, la muerte le sorprendió en pleno proceso electoral, y si designaba un sucesor, corría la suerte de perder las elecciones.

Esta impronta, ha sido fatal para el PRD, porque quedó acéfala el partido que es la mas añeja solera de las instituciones políticas de la República Dominicana, fundada el 21 de enero del año 1939, en el exilio, por prohombres de verdaderos sentimientos nacionalistas revolucionarios.

Hoy el PRD, es una institución fraccionada, con todos sus organismos prácticamente disueltos, una verdadera vergüenza nacional e internacional, en la que predominan los egos personales, la irracionalidad política, y un ausentismo completo de respeto por sus votantes que casi llegan al 50%, de los cuales la mayoría son por tradición familiar, no por el convencimiento de las condiciones políticas y revolucionarias de sus dirigentes, sino, por el piloto automático.

El pueblo “vota” en las elecciones donde existe un escenario “bipartidista”, vota en contra del partido gobernante, cuya tasa de rechazo es lo que induce al electorado a buscar otra alternativa, a tal grado, que de partido a partido, el pueblo dominicano prefiere un PRD, con una dirección ejecutiva incapaz, a un PLD dirección central con puño de hierro, cuyos números fríos en materia de corrupción de estado, nos colocan en el lugar numero 118 entre los países mas corruptos del mundo, fueron evaluados 176 países.

Estamos muy orgullosos que bajamos once puestos en el “Corrupto- metro Mundial”, porque aparentemente Transparencia Internacional”, tiene los cristales empañados, dígame usted amigo lector, en un país donde los jueces no tienen la capacidad para juzgar a los corruptos, por ser producto del blindaje del gobierno anterior, un país donde el pueblo tiene que hacer como si fuese una tragicomedia griega, realizar un “Juicio Popular” al presidente saliente en la plaza publica, más como tragedia, que como comedia en las plenitudes del Siglo XXI.

Finalmente, queremos desearle los mayores parabienes al presidente Hugo Chávez, que Dios todo poderoso, te acompañe en esta hora de lucha contra una enfermedad terrible, sabemos que tus fuerzas internas son superiores a cualquier designio prematuro en tu existencia, llena de frutos para tu adorable Venezuela y América Latina, de la cual te convertiste en un indiscutible líder, por la vocación de solidaridad e identificación con los mejores intereses de todos los latinoamericanos, yo te agradezco de manera personal y sé que también el pueblo dominicano, el “Programa Petrocaribe.”

Presidente Chávez: ¡No te rindas!