Presidentes Centroamérica se comprometen a fortalecer lucha sida

Por sábado 12 de noviembre, 2005

San Salvador, 11 nov (EFE).- Los presidentes de El Salvador, Costa Rica y Guatemala, junto con altos funcionarios de Nicaragua, Panamá, Belice y la República Dominicana, se comprometieron hoy en San Salvador a realizar esfuerzos conjuntos contra el sida.

En una declaración conjunta, emitida al final de la cumbre del Sistema de la Integración Centroamericana (SICA), los países expresaron que actuarán con "un enfoque de urgencia, armonizado y coordinado en respuestas nacionales y regionales".

Asimismo se comprometieron a "tomar todas las medidas necesarias, legales, educativas, informativas y comunicacionales, para asegurar un abordaje más efectivo en toda la población con el propósito de disminuir actitudes discriminatorias y mejorar el conocimiento y acceso a la protección de los derechos de las personas que viven con VIH", el Virus de Inmunodeficiencia Humana que provoca el sida.

Además, "reenfocar sus esfuerzos" para la prevención del VIH/sida, incluyendo programas específicos dirigidos y diseñados con la participación activa de los grupos más vulnerables al VIH y con las personas que viven con éste.

Los presidentes anunciaron programas dirigidos a toda la población para la prevención, basados principalmente en la estrategia "ABC", que significa abstinencia, fidelidad y uso del condón.

Asimismo, su pleno apoyo a la campaña mundial de la ONU sobre VIH/sida dentro del marco de los Objetivos del Milenio, tras reconocer que el impacto del VIH en los niños "es uno de los efectos más devastadores de la epidemia".

También se comprometieron a mantener y aumentar los recursos financieros nacionales al combate de la enfermedad e hicieron un llamamiento a la cooperación internacional, tanto bilateral como multilateral, a aumentar su apoyo a la región.

En rueda de prensa, el presidente salvadoreño, Elías Antonio Saca, informó de que se ha creado una red de cooperación entre los países del SICA, y Panamá ha puesto a disposición un observatorio, ya que asumirá la coordinación del organismo a finales de este año.

Explicó que con ello "se irá caminando en el intercambio de experiencias, lecciones aprendidas, prácticas y procedimiento y la programación de respuestas en común relacionadas con las poblaciones móviles y migrantes de la región".

Informó de que Centroamérica pedirá a las compañías farmacéuticas la reducción de costes de medicamentos antiretrovirales contra la enfermedad.

El presidente de Guatemala, Oscar Berger, dijo que "ha quedado manifiesta la obligatoriedad del Estado de atender con prontitud y haciendo sus mejores esfuerzos a esta enfermedad que efectivamente ha sido vista con cierta frialdad".

Pero, apuntó, "gracias al esfuerzo de ONU y de la región con esta cumbre nos hace redoblar esfuerzos".

Además de Saca y Berger, asistió el presidente de Costa Rica, Abel Pacheco.

Nicaragua estuvo representada por el vicepresidente, Alfredo Gómez Uurcuyo, mientras que por Honduras, Panamá y Belice participaron los ministros de Salud, Merlín Fernández, Camilo Alleyne y Vildo Marín, respectivamente.

La República Dominicana estuvo representada por la subsecretaria Técnica de la Presidencia, Nuris de Michel.

Al término de la reunión, los presidentes asistieron al lanzamiento de la campaña "Unete por la Niñez. Unete con la Juventud. Unete para Vencer al Sida" de parte del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF), a nivel de América Latina y el Caribe.

El director de ONUSIDA, Peter Piot, dijo en el acto que la campaña "quiere llamar la atención del mundo hacia el impacto devastador del sida sobre los niños".

Señaló que "a veces pensamos en los niños y el sida como un problema exclusivo de Africa, pero en América Latina y el Caribe hay alrededor de 750.000 adolescentes que viven con el VIH, así como 50.000 niños infectados".

Piot afirmó que el sida "afecta a toda la sociedad, pero es particularmente destructivo de los niños. Esta campaña surge en el momento adecuado, el mundo está por fin escuchando el mensaje, actuemos ahora para detener al sida".

Añadió que "estamos en una nueva fase en la respuesta a la pandemia, lo cual pasa por ejecutar programas de prevención, tratamiento y atención del VIH en gran escala. El acceso universal es la clave para detener esta epidemia". EFE