Reyes presiden concierto aniversario por treinta años de reinado

Por martes 22 de noviembre, 2005

Santa Cruz de Tenerife (España), 22 nov (EFE).- Los Reyes de España presidieron esta noche en Santa Cruz de Tenerife un concierto que conmemoró los treinta años de reinado en democracia del rey Juan Carlos.

El concierto se celebró en el nuevo Auditorio de Tenerife (archipiélago canario), diseñado por el arquitecto español Santiago Calatrava.

La Orquesta Sinfónica de Tenerife, dirigida por su titular, Víctor Pablo Pérez, y acompañada por el Coro del Palau de la Música de Barcelona, interpetó la "Misa de la Coronación" de Mozart, compuesta en 1779 para la coronación de una imagen de la Virgen, y la Sinfonía número 1 de Brahms.

Dos cantantes tinerfeños, la soprano María Orán y el tenor Agustín Prunell, participaron también en el concierto, en la interpretación de la obra de Mozart.

El nuevo Auditorio de Tenerife es un edificio de arquitectura espectacular construido a la orilla del mar en una zona inhóspita que la ciudad recuperó hace unos años para el disfrute de sus ciudadanos.

En el intermedio del concierto, el rey Juan Carlos y la reina Sofía saludaron a todo el elenco artístico que participó en el concierto homenaje al monarca, que hace treinta años entraba en las Cortes como Príncipe de España y salía como Rey.

En la mañana, tras recibir la felicitación de los periodistas, el Rey Juan Carlos reconocía que no sentía nostalgia del pasado y, con una gran sonrisa, decía que seguirá "dando guerra", mientras el cuerpo aguante.

Era el comentario desenfadado del Rey Juan Carlos en el día en el que ha reiterado su "respeto, admiración y gratitud" hacia el pueblo español, en su opinión "verdadero protagonista de la transformación y modernización logradas" por España en estas tres décadas, "sobre la base del profundo espíritu de consenso y concordia" que inspira la Constitución de 1978.

El lunes en Las Palmas de Gran Canaria, horas antes de este 22 de noviembre de 2005, como hiciera ya en su primer discurso como Rey, hace treinta años, volvía a pedir a los españoles "consenso, concordia y reconciliación".

En el Auditorio Alfredo Kraus de la capital grancanaria, durante un acto de entrega de las Medallas de Oro al Mérito en las Bellas Artes, el Rey aseguraba sentirse "más que nunca" ilusionado y resuelto "a seguir dando lo mejor de sí mismo, para contribuir a integrar cuantos esfuerzos favorezcan nuestra convivencia e impulsen nuestro progreso".

Los Reyes regresarán mañana a Madrid, donde asistirán en el Palacio Real, junto al resto de la Familia Real a una recepción conmemorativa también de los treinta años de reinado.

Es éste el único acto organizado por la Casa del Rey para celebrar la efeméride que ha sido ampliamente recordada por todos los medios de comunicación. Esta sobriedad contrasta con la del veinticinco aniversario, en 2000, ocasión en la que el Rey pronunció un discurso ante las Cortes. EFE