Saca asegura deportaciones desde EEUU son un “dolor de cabeza”

Por martes 18 de octubre, 2005

San Salvador, (EFE).- El presidente salvadoreño, Elías Antonio Saca, expresó hoy que las deportaciones masivas de criminales desde Estados Unidos son un "dolor de cabeza" para la seguridad del país.

"Lo que están haciendo estas deportaciones es incrementándonos el número de homicidas, de violadores en las calles y éste es un verdadero dolor de cabeza", dijo Saca en una rueda de prensa.

Un portavoz del Ministerio de Gobernación confirmó hoy a EFE que Estados Unidos deportará a 892 salvadoreños, de los cuales 356 tienen antecedentes penales y quedarán libres al llegar al territorio salvadoreño.

Setenta del total de deportados anunciados llegaron el lunes al país a pesar de la petición del mandatario salvadoreño al gobierno estadounidense para que detenga dichas expulsiones masivas.

Saca informó de que "la mayoría de estas personas ha cometido delitos en Estados Unidos, y como primera instancia se había solicitado que allá los pagaran".

Añadió que "si no se puede este pago del delito en EEUU valdría la pena firmar un convenio -ya lo hemos solicitado- de cumplimiento de pena, de tal manera que cuando esta gente venga pueda ser capturada en el aeropuerto y llevada inmediatamente a la cárcel".

El presidente salvadoreño comentó que desde la semana pasada ha conversado sobre el tema con su homólogo estadounidense, George W. Bush.

Saca afirmó que otra alternativa para solucionar el problema es "lo que hizo Estados Unidos con México: construyeron algunas cárceles con ayuda de EEUU".

Esto es para que cuando los deportados que han cometido crímenes en la nación norteamericana lleguen a El Salvador puedan ser llevados a estas prisiones.

El Salvador es considerado uno de los países latinoamericanos más violentos, donde se comete un promedio de nueve asesinatos diarios, según las autoridades.

Para el gobierno, el 60 por ciento de éstos crímenes son cometidos por las pandillas, de las cuales las más grandes son la Mara Salvatrucha y la Mara Dieciocho y muchos de sus líderes han sido deportados desde EEUU a El Salvador. EFE