Sepultan restos de Quilvio Cabrera; LF asiste a sepelio

Por martes 15 de abril, 2008

Fueron sepultados la tarde de este martes en el Cementerio Cristo Redentor , los restos de el director del Instituto Agrario Dominicano (IAD ) y dirigente del Partido de la Liberación dominicana (PLD), Quilvio Cabrera.

Consternados los dirigentes y militantes del Partido de la Liberación Dominica , funcionarios y servidores del gobierno dieron el ultimo adios a su compañero y amigo, miembro del Comité Central del PLD ,quien falleciera el ultimo domingo en un accidente de transito.

Alrededor de las tres de la tarde el cortejo fúnebre llegó al Cementerio Cristo Redentor a cuyo lugar se trasladó el Presidente de la Republica, Doctor Leonel Fernández, acompañado de su esposa, la primera dama, Margarita Cedeño de Fernández.

Los asistentes se congregaron alrededor del sepulcro en donde fue depositado el ataúd con los restos mortales de Cabrera, en cuyo lugar se realizó una emotiva ceremonia de despedida.

El semblante de los asistentes reflejaba tristeza, rasgo notorio en el Presidente Leonel Fernández, el Secretario General, Reinaldo Pared Pérez y el Coordinador de la Campaña del PLD, Francisco Javier García , los dirigentes del PLD y la representación del sector agropecuario presente en el acto de sepelio.

La primera dama, la esposa del fenecido , Rita Espejo , constantemente limpiaban las lágrimas que salían de sus ojos por el momento de tristeza vivido el Cementerio Cristo redentor.

Explicó Héctor Olivo, quien presentó los panegiristas, que los familiares declinaron en el Doctor Marino Vinicio Castillo, con quien le unía una gran amistad con el fenecido director del Instituto Agrario Dominicano dirigir unas palabras.

Castillo destacó las grandes cualidades que adornaron a Cabrera a quien en múltiples ocasiones llamó por su nombre y lamentó profundamente su deceso. Resaltó las cualidades del fallecido y los aportes hecho al campo dominicano.

También habló Paíno Abreu Collado, a nombre de los profesionales agropecuarios y todo el sector en donde Cabrera contaba con una gran ascendencia. Abreu quien dijo sumaba unos 35 años de amistad con Cabrera dijo que militaron en el movimiento estudiantil en la Universidad Autónoma de Santo Domingo, prosiguió en el PLD a donde los dos pasaron tras seguir al Profesor Juan Bosch al momento de fundar el Partido de la Liberación Dominicana en 1973.

"Fue un hombre entregado a las causas que defendió, especialmente a la campesina en procura de mejorar su nivel y calidad de vida", destacó Abreu, quien lloroso leyó las palabras escritas para la ocasión las que compungieron a los que asistieron al último adiós a Quilvio Cabrera.

La dirección política del Partido de la Liberación Dominicana delegó en el Secretario General de la Organización Política, Reinaldo Pared Pérez, Presidente del Senado de la Republica, para expresar las palabras de despedida del compañero fallecido.

Pared Pérez sollozo, hizo una alta valoración de Quilvio Cabrera, su condición de miembro, militante, dirigente en diferentes niveles de la organización política., resaltando su nobleza, capacidad de trabajo y entrega a los valores y principios de la causa peledeísta.

"No solo te caracterizaste por ser un militante ejemplar como dije más arriba. Fuiste un ciudadano de bien, intachable a carta cabal. Y ni hablar como padre, esposo, familiar, amigo. Lo mismo Quilvio: la integridad hecha persona" dijo Pared Perez en unas emotivas palabras.

Monseñor Benito Ángeles, de la Parroquia San Antonio de Papua, próximo a la Casa nacional del PLD, estuvo a su cargo la bendición del sepulcro y el propio acto del sepelio. Siguiendo su llamado, los asistentes agarrados de las manos, rezaron "el Padre Nuestro"

Ante su tumba, su hijo Quilvio Cabrera, destacó la honradez de su padre y juró en nombre de su familia seguir su ejemplo de servicio con dignidad y dedicación.

Con palabras entrecortadas, y la expresión de un hijo dolido, le dedicó la canción de Silvio Rodríguez "Te dedico una canción", la que leyó de un papel manuscrito con sus letras la que concluyó entre lágrimas con la frase "papi te amo, papi te amo".

La esposa del fallecido, Rita Espejo, quien también resultó lesionada en el accidente en que falleció Cabrera, con el brazo izquierdo inmovilizado , pidió a los presentes que sigan las ideas y los proyectos de su esposo.

"Que esta tristeza sea momentánea, que no nos paremos, sigamos adelante", exclamó finalmente.

Mientras pronunciaba sus palabras el ataúd descendía en el sepulcro sobre el cual le colocaron la tapa y posteriormente la cruz y lapida en donde se índice yace el cuerpo de Quilvio Cabrera Mena, pasada las cuatro de la tarde.