Solidaridad y afecto al medio ambiente

Por Carlos Luis Baron viernes 10 de febrero, 2012

Alienta el creciente interés de instituciones y grupos locales y las acciones que llevan a efecto en esta área. Pero es preciso canalizar e incrementar esos esfuerzos con políticas adecuadas ejecutadas en común y de manera sostenida por los sectores públicos y privados.

Cuando enfocamos estos lo hacemos en el contorno del “calentamiento global”, que es un fenómeno universal. Los expertos pronostican que, al ritmo actual de degradación del medio ambiente, la humanidad podría resultar víctima de un cataclismo no más allá del 2050. Se prevé que la mayor carga de sufrimiento recaería sobre los países pobres y, en particular, los territorios insulares. Esto nos convierte en potencialmente vulnerables en sentido específico.

Las perspectivas son realmente ominosas si, dentro del contexto de necesarios esfuerzos globales, no asumimos nuestra propia cuota local de responsabilidad.

Cambiar enérgicamente la deforestación y elevar nuestro inventario boscoso. Detener la contaminación y eventual desaparición de nuestras fuentes de agua. Adoptar medidas drásticas para evitar la extinción de especies de peces, animales y plantas. Desplegar el mayor esfuerzo en seguir siendo el reservorio de mayor biodiversidad de la región del Caribe.

Frenar la tendencia a la desertificación que según estudios recientes, amenaza setenta por ciento el territorio nacional. Son algunas medidas a tomar; pero, sobre todo, tomar consciencia colectiva del problema, los perjuicios y riesgos que entraña y la necesidad apremiante de ejecutar acciones conjuntas para superar los primeros y evitar los últimos.

Se evidencia, que la comunidad científica ha advertido sobre los efectos negativos de la contaminación y las agresiones a la naturaleza y estabilidad del medio ambiente. Sobre los daños actuales y futuros riesgos del “calentamiento global”, se ha dirigido una campaña para lograr un mayor respaldo de naciones hermanas, para sumar voces influyentes de personalidades; para así lograr un compromiso público y aperturante, que pueda diligenciar políticas enérgicas para reducir de manera significativa las emisiones contaminantes a nuestro preciado hábitat. Con ello, implementar medidas efectivas a favor del medio ambiente.

Maguá Moquete Paredes es vice-presidente de la Cámara Dominicana de la Prensa Regional, Inc. (CADOPRE). Periodista, comunicólogo, diplomático. Maestría en defensa y seguridad nacional, geopolítica del Caribe, y, derecho y relaciones internacionales.

E.mail: maguamoqueteparedes@yahoo.com