Tropas de elite se embarcan con destino a Nueva Orleans

Por sábado 3 de septiembre, 2005

Washington (EEUU), – El presidente de los Estados Unidos, George W. Bush enviará en los próximos tres días 7.000 militares de tres cuerpos de elite del ejército, algo inusual en la historia del país ya que el ejército no interviene en asuntos internos.

Estas son las descripciones e historias de las unidades que serán despachadas a Luisiana, uno de los tres estados sureños devastados por el huracán Katrina.

La División Aerotransportada 82

Acuartelada en Fort Bragg, Carolina del Norte, esta fuerza del Ejército de Tierra es capaz de desplegarse cualquier lugar del mundo en un máximo plazo de 18 horas. Su principal función es apoderarse de aeropuertos y puertos navales, y asegurar el terreno y las instalaciones necesarias para la llegada de tropas adicionales.

Está considerada como la fuerza de ataque estratégica del país, y mantiene rigurosos niveles de disposición para el combate.

Esta división, en la actualidad el cuerpo de paracaidistas más grande del mundo, se formó el 25 de agosto de 1917 y 10 meses después fue enviada a Francia, donde luchó en tres grandes campañas.

También conocida como la "Guardia de Honor de Estados Unidos", la Aerotransportada 82 es veterana de múltiples epopeya militares.

Durante la Segunda Guerra Mundial se distinguió en la toma de Sicilia (Italia) y en el asalto anfibio a Normandía (Francia), donde durante 33 días de sangrientos combates murieron, quedaron heridos o desaparecieron 5.245 de sus integrantes.

Sus paracaidistas también han sido protagonistas en la guerra de Vietnam, y en las intervenciones en una convulsa República Dominicana (1965), en la pro comunista Granada (1983) y en Panamá (1988) para sacar del poder a Manuel Antonio Noriega.

Asimismo, ha actuado en Corea, Kosovo, y más recientemente en Irak, donde ahora opera como cuerpo de apoyo militar en preparación del referéndum constitucional y las elecciones que se celebrarán en ese país.

La Primera División de Caballería

Con más de 17,000 efectivos, es la división acorazada de elite del Ejército de Tierra de Estados Unidos. Ha sido parte esencial del esfuerzo militar del país en Irak, sobre todo tras recibir la responsabilidad de custodiar Bagdad y su periferia en abril de 2004.

Durante la década de 1990 se destacó en labores de pacificación en Bosnia-Herzegovina, y uno de sus generales llegó a ocupar la jefatura de la fuerza multinacional en el área.

Bajo distintos nombres y a lo largo de la historia, trasladándose a caballo, en tanques o en vehículos blindados de alta tecnología, esta división ha sido llamada a actuar en la Guerra Civil de Estados Unidos, la Primera y la Segunda guerras mundiales, en Corea, en Vietnam y en muchas otras operaciones desde que se formó a mitad del siglo XIX.

Su cuartel principal se encuentra en Fort Hood, Texas.

La Fuerzas Expedicionarias 1a. y 2a. de la Infantería de Marina

El cuerpo de las Fuerzas Expedicionarias de los Infantes de Marina, que consta en total de 47.000 marines, es una fuerza de mar, tierra y aire con capacidad de atacar con gran poder ofensivo sin ayuda externa de ningún tipo durante un periodo de 60 días.

La 1a., con base en Camp Pendleton, California, y la 2a., acuartelada en Camp Lajeune, Carolina del Norte, son fuerzas especializadas en operaciones de menor escala o como cuerpos de apoyo en grandes iniciativas militares.

Sus efectivos han librado combates en la primera guerra del Golfo Pérsico (1991) y en la invasión de Irak (2003), donde en un plazo de pocos días destruyeron nueve divisiones del ejército de Saddam Hussein. EFE